Ajustadas las divergentes posturas sobre la abolición de los toros en Cataluña

El escritor de éxito Ildefonso Falcones se presentaba en el Foro d Almería. Su mérito, el que su primera novela, titulada "La Catedral de Mar", lograse ser el sexto libro más vendido del mundo con cuatro millones de ejemplares en 46 países al ser traducido a quince idiomas, y el motivo el que su segunda novela presentar tuviese como localización La Alpujarra con profusa señal en la provincia de Almería. Por su condición de ser catalán de éxito y reconocimiento, surgieron en el turno de debate con preguntas una serie de cuestiones no previstas que por su actualidad eran necesarias. Entre ellas, por su inminencia, la cuestión abolicionista de la Fiesta Brava a debatir en el parlamento de su comunidad. Fue contundente: "Los toros tienen dos siglos de tradición en Cataluña, más que la sardana y los Castells que parecen ser los únicos símbolos. Soy taurino y siento orgullo de que Barcelona haya sido la única ciudad con dos plazas de primera categoría. Confío que al final la ley antitaurina no salga adelante cuando se debata definitivamente en el parlamento."

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios