¡Alto a la Guardia Civil del mar!

  • El Servicio Marítimo cuenta con diversas patrulleras para extender las competencias del Instituto Armado al agua

  • La inmigración es la prioridad en la actualidad

En 1986 se extendió oficialmente a la demarcación marítima las labores que la Guardia Civil venía haciendo en el ámbito terrestre. Las primeras embarcaciones del Servicio Marítimo se entregaron en el año 1992 yprestaron servicio en la Olimpiada de Barcelona y la Exposición Universal de Sevilla. Así, hasta contar con un despliegue en toda la costa española con diferentes objetivos, como el judicial de prevenir y averiguar delitos, confeccionando las primeras diligencias e informes.

El Servicio Marítimo también actúa como resguardo fiscal del Estado y las actuaciones encomendadas a evitar y perseguir el contrabando; tiene competencias de conservación de la naturaleza y el medio ambiente, control e inspección pesquera y de embarcaciones deportivas, protección del patrimonio histórico sumergido y el control de la inmigración irregular.

Asimismo, sus agentes participan en aquellas misiones internacionales de cooperación policial, mantenimiento de la paz o humanitarias que se desarrollen en el ámbito marítimo, y mantienen relaciones de colaboración con otros organismos españoles con competencias en el mar, como Salvamento Marítimo, Marina Mercante, Aduanas, Medio Ambiente, Pesca y la Armada.

Se trata de unidad a la que no pueden acceder todos los agentes, con unas características especiales y una idiosincracia que Diario de Almería ha podido conocer a bordo de la patrullera 'Río Almanzora' de la mano de un cabo primero patrón del Servicio Marítimo, uno de los dos patrones que dirigen esta y otras embarcaciones como las patrulleras 'Río Jiloca' o 'Cabo de Gata', de menor tamaño pero mayor velocidad.

"Esta embarcación tiene unos 30 metros de eslora por 6 de manga, cuenta con dos motores de 12 cilindros de 1.300 caballos de vapor con un sistema de turbinas parecido al de las motos de agua, que puede coger una velocidad máxima de unos 30 nudos; la 'Río Jiloca' y la 'Cabo de Gata' pueden alcanzar unos 60 nudos", explica el cabo primero, quien señala que la patrullera de mayor envergadura cuenta con una tripulación mínima de cinco personas -dos patrones y tres mecánicos-marineros-, mientras que las más pequeñas requieren de cuatro personas.

"Cada embarcación tiene lo suyo, ésta tiene más habitabilidad pero las otras son más operativas para la recogida de pateras, por ejemplo. El problema es que el mar no es como la carretera, no puedes esperar porque para llegar a Guardias Viejas, que es dónde solemos recoger muchas pateras, tardas dos horas, así que si el servicio está previsto puedes elegir una embarción óptima pero si no, si ya estás en el mar, tiene que ser esa", incide.

Los agentes del Servicio Marítimo realizan turnos de 24 horas porque sería inviable hacerlos de 8. "Sólo en revisar el barco y salir ya tardas más de una hora", insiste el cabo primero, quien además sostiene que, con sus connotaciones, llevan a cabo prácticamente todos los servicios de la Guardia Civil en el mar. "Como agentes de la autoridad, hacemos de todo, ya sea en embarcaciones recreativas, motos de agua, mantener la seguridad en las playas y puertos, actuaciones contra la pesca ilegal y en zonas de veda, narcotráfico, inmigración irregular...".

Precisamente, la inmigración es una de las labores que más ocupa a estos agentes. "Números no sabría decirte pero es un goteo constante", asegura el cabo primero, quien añade que este servicio que conjuga lo policial con lo humanitario es ahora la "prioridad", "pero sin descuidar el resto". No obstante, señala que siempre que es posible se deja este trabajo en manos de Salvamento Marítimo porque no sólo tienen encomendada esta misión sino que sus embarcaciones son mejores para ello.

Claro que cuando un aviso de patera llega, sea a través del SIVE o de la llamada de una ONG a Salvamento Marítimo, "salimos todos". Y es que lo tienen claro, ante el peligro de una vida en el mar, el que está más cerca es el que se hace cargo. Incluso cuando no son ellos los que rescatan a los inmigrantes, sirven de apoyo a Salvamento Marítimo si son requeridos.

Y todo ello en contacto permanente pues, a pesar de que señalan estos agentes que harían falta más medios técnicos y humanos, cuentan con instrumental suficiente para permanecer en contacto permanente con todo tipo de organismos y navegantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios