El Ayuntamiento quiere organizar un mercadillo de artesanía en Almerimar

  • La iniciativa tendría carácter mensual y se instalaría en una zona concurrida para darle más protagonismo a la zona

La intención del Consistorio ejidense es potenciar todo lo que se pueda la urbanización de Almerimar. Por esta razón muchos son los proyectos que se quieren llevar a cabo allí y no sólo desde el punto de vista urbanístico sino también desde el punto de vista social y cultura.

Una de estas iniciativas es la instalación de un mercado de cerámica. En este sentido, la concejalía de Servicios Públicos del Ayuntamiento de El Ejido, recuerda que todavía está abierto el plazo para la presentación de documentación para instalar en la urbanización ejidense un mercado de cerámica y de artesanía. "Hemos tenido una reunión con la intención de montar un mercadillo de manualidades, alfarería y cerámica en Almerimar", explica el edil de esta área, José Antonio García, quien a la vez asegura que "por nuestra parte hay intención de cara a que se ponga en marcha".

El edil manifesta que "cuando tengamos el número suficiente de diez o doce puestos se puede empezar a montar un mercado porque por nuestra parte no hay ningún problema", al tiempo que indica que la intención municipal es ofrecer un espacio regulado y que cumpla con la normativa para estas ventas. García también apunta que el objetivo que se persigue es ofrecer un servicio más a la población, atendiendo la demanda de que exista un mercado de estas características. Además recuerda que están en contacto con el Foro de Almerimar para llevar a cabo esta iniciativa.

García explica que el mercadillo tendría carácter mensual, abriendo sólo un domingo al mes, y se instalaría en una zona concurrida, con el objetivo de darle mayor protagonismo a Almerimar también en la época de invierno con lo que también se cumple un doble objetivo ya que se refuerza la oferta complementaria y se evita la estacionalidad turística.

De esta manera este mercadillo vendría a sustituir al otro que ya hubo en su momento pero que finalmente se cerró porque la mayoría de los comerciantes carecían de licencias para la venta. No obstante era mucha la gente que se acercaba hasta este comercio a comprar principalmente productos textiles lo que deja bien a las claras que los vecinos de Almerimar no verían con malos ojos que se volviera a celebrar otro mercadillo en la urbanización. Además de este modo se conseguiría revitalizar la zona.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios