'Chequean' al Hospital Provincial para exigir a la Junta su restauración

  • Diputación revisa el estado en que Salud devuelve el edificio · Voto en contra del PP a la moción de IU

Comentarios 1

La Diputación Provincial ha encargado a sus técnicos la elaboración de un informe sobre el estado en el que la Delegación de Salud le devuelve el Hospital Provincial, un chequeo que le servirá a la institución para exigir a la Junta de Andalucía la rehabilitación de este histórico edificio del casco antiguo o, directamente, dinero para asumir las obras de reforma. Es decir, la fianza que cualquier propietario le exige a su inquilino cuando termina el contrato de alquiler.

Esto mismo es lo que pretende la Diputación con el Hospital Provincial, un inmueble de su propiedad cuyo uso cedió a la Junta de Andalucía en los años 80. Las condiciones fueron revisadas en 2006 con la firma de un convenio, acuerdo éste que, según recordó ayer en el Pleno del Ayuntamiento el concejal del PP y vicepresidente de la Diputación, Javier Aureliano García, recoge en su articulado la obligación de la Administración andaluza de "devolver el edificio en las mismas condiciones que tenía en los años 80".

Aunque el contrato de alquiler venció en septiembre de 2011, la Junta de Andalucía dispone de un año para hacer efectiva la devolución del inmueble, ahora mismo ya sin uso, tiempo que la Diputación está aprovechando para efectuar un estudio somero sobre el estado de conservación y las necesidades reales de obras.

García adelantó al Plenario que los técnicos de la institución provincial están elaborando el informe, que se le entregará a los representantes de la Junta para que determinen "si rehabilitan o nos entregan el dinero".

Esta aclaración de la "situación real" del Hospital Provincial le sirvió a García, en su doble calidad de concejal del Ayuntamiento y vicepresidente de la Diputación, para solicitarle a Izquierda Unida la retirada de la moción que Rafael Esteban presentó ayer para la puesta en valor del Hospital Provincial y su uso ciudadano como centro cultural y social, mediante un acuerdo entre Ayuntamiento y Diputación. García trasladó la opinión del PP de que ahora mismo carece de eficacia la moción en tanto que no esté concluido el informe técnico y la Junta aclare su postura una vez que le sea remitida la cantidad exigida.

"No creo que sea excluyente" fue la respuesta a la solicitud de retirada que ofreció el portavoz de IU, que mantuvo la búsqueda de apoyo en el seno del equipo de Gobierno para que el Ayuntamiento inste a la Diputación a rehabilitar el Hospital, así como declarar actuación preferente la rehabilitación y puesta en uso como equipamiento público. La moción incluye, además, la firma de un convenio entre la Administración local y la provincial para la creación de una comisión de participación ciudadana que decida qué uso futuro se le quiere dar a este inmueble situado junto al Parque Nicolás Salmerón, una idea con la que el PP asegura estar de acuerdo, si bien el equipo de Gobierno votó en contra de iniciar cualquiera de las iniciativas planteadas por IU, "nada revolucionario", apuntó Esteban, quien reprochó que "a veces se complican los temas cuando es, en este caso, algo tan sencillo como pedir que el edificio se rehabilite".

Sí contó Izquierda Unida con el voto favorable de los concejales del Grupo Municipal Socialista, cuya representante Carmen Núñez incidió en la necesidad de que la actuación no se limite "a un edificio más rehabilitado pero sin uso como la Casa de José Ángel Valente. Se le debe -remachó la edil- dar un verdadero uso social y ciudadano, por lo que compartimos con IU la necesidad de dar voz y participación a los almerienses".

Esta sugerencia no fue tan bien recibida por el PP como cuando provino en el Pleno de Izquierda Unida. García no tuvo empacho alguno de, literalmente, restregarle a la concejal del PSOE el deterioro de las murallas de Jairán o de la Alcazaba. El cruce de reproches lo continuó Núñez sacando a relucir el estado del entorno de la Alcazaba y la falta de accesos, un cruce en el que también intervino el alcalde de Almería. Luis Rogelio Rodríguez-Comendador cerró este punto del debate afirmando que "buena parte de la mejora del entorno de la Alcazaba depende de Epsa, empresa de la Junta de Andalucía, que todavía no ha hecho su trabajo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios