Estupor municipal tras el fallecimiento del pequeño Jesús que padecía leucemia

  • El Ayuntamiento había destinado su paga extra para sufragar una inseminación y salvar su vida

La noticia provocó un revuelo y un sentimiento de malestar y pesar a nivel municipal. El pequeño Jesús Sánchez, que padecía leucemia con tres años de edad, falleció en el día de ayer. Los esfuerzos por salvar su vida, que incluso llevaron al Ayuntamiento de Huércal de Almería a destinar parte de la paga extra de Navidad del equipo de gobierno para financiar la inseminación de su madre para traer al mundo un hermano con el que poder realizar una donación de médula y salvar su vida, al final han sido infructuosos.

"La familia está destrozada", explicaba a este periódico el alcalde de la localidad, Juan José López de las Heras que junto con otros muchos vecinos se acercó al Tanatorio Municipal para dar el pésame a los padres. "Lamentamos que no haya podido superar la enfermedad. Animamos a la familia en estos momentos difíciles para que sigan adelante", afirma.

Tal y como ha explicado el regidor a este periódico, los restos mortales del pequeño se incinerarán hoy.

La partida económica que iba destinada a este fin solidario se derivará ahora para la adquisición de comida para las familias más necesitadas de Huércal de Almería. Así lo ha confirmado el regidor que ha lamentado "no poder salvar una vida" para a renglón seguido apuntar que "al menos vamos a ayudar con ese dinero a mucha gente que lo está pasando muy mal y que no tiene nada para comer".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios