La Junta alerta de un descenso del 5,1% en el control biológico

  • El bajar la guardia en los cultivos de primavera, una de las causas de mayor incidencia de virus al inicio de campaña

  • Proponen paros biológicos por zonas y crear un grupo de trabajo técnico

Uno de los hitos en la agricultura almeriense que la ha situado como referente a nivel mundial ha sido la aplicación de las técnicas de control biológico, pero la utilización de organismos vivos para combatir plagas y enfermedades ha bajado ligeramente en el inicio de campaña. "No hay que bajar la guardia", así lo decía ayer el consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez, quien mantuvo un encuentro con representantes del agro de esta provincia. Concretamente, el control biológico ha descendido un 5,1% para situarse en las 24.400 hectáreas en esta campaña. "La reducción del control biológico en los cultivos de primavera es una de las causas por las cuales hay más incidencia de virus en el inicio de la campaña", alertaba, situando en este contexto el aumento que se ha detectado de casos de virosis. Pese a ello, y como ha ocurrido en otras ocasión es, el consejero confía en que "pueda haber una recuperación de la producción" en las zonas afectadas. Tal y como añade Francisco Vargas, presidente de Asaja Almería, este descenso se ha dado sobre todo en tomate, que en estadios jóvenes de la planta se ha visto afectado por virus. Según Vargas, durante el encuentro se ha propuesto crear un grupo de trabajo técnico y, por otro lado, se ha lanzado la idea de paros biológicos por zonas.

Respecto a la superficie de producción en la actual temporada agrícola, el consejero detallaba que la situación es muy similar a la anterior. En este sentido, exponía que se ha iniciado con una superficie de 36.570 hectáreas (un 0,25% menos). Por lo que respecta a los principales cultivos, aumentan los de pimiento (4%), pepino (5%) y berenjena (2%), mientras que bajan los de tomate (-4%), calabacín (-1%) y sobre todo judía, que se reduce un 30%. En relación a los precios, la campaña ha arrancado con alzas del calabacín (10%), tomate (3%) y pimiento (1%), registrándose por ahora descensos sólo en el pepino (-15%).

El aforo, con un modelo predictivo, se prevé para la próxima campaña agrícola

El consejero pretende ir de la mano del sector para llevar a cabo un plan de trabajo consensuado y de ahí el encuentro de ayer como los futuros que se tendrán. Aprovechando su visita a la provincia, Rodrigo Sánchez informaba en la reunión del desarrollo de un sistema por parte de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, para disponer de un aforo de la producción de frutas y hortalizas, una herramienta tecnológica que permitirá contar con previsiones de campaña que ayudarán a mejorar la planificación y toma de decisiones. Así lo anunciaba el consejero, Rodrigo Sánchez Haro, en la reunión que mantenía en Almería con representantes del sector hortofrutícola, en la que analizaba el arranque de la campaña 2017-18 y en la que hizo un llamamiento a "fomentar la colaboración entre todos los actores de la cadena agroalimentaria".

Sánchez Haro subrayaba la importancia de contar con un aforo para la que es una de las principales producciones de la agricultura andaluza, un sistema que ya se utiliza en otros cultivos (olivar, algodón y cítricos, entre otros) pero que hasta la fecha no ha sido posible desarrollar para los hortícolas. El objetivo es contar, previsiblemente a partir de la próxima campaña, con "un modelo predictivo y de simulación de escenarios futuros para la estimación de superficies hortícolas bajo invernadero en el sudeste de Andalucía", una herramienta que permitirá disponer de un aforo tecnológico utilizando técnicas de Big Data.

Para el consejero de Agricultura, "las previsiones de campaña ayudan a tomar decisiones importantes", por lo que considera que este nuevo sistema predictivo ayudará a productores y comercializadores a "mejorar sus resultados y competitividad". Por ello, solicitaba la colaboración del sector para afinar un modelo ahora en desarrollo, subrayando así la importancia de "trabajar unidos para continuar estando a la vanguardia en producción, transformación, comercialización y exportación". "Somos referentes en los mercados europeos en calidad y sostenibilidad", incidiendo en que Almería supera el 60% de la producción hortícola de Andalucía con casi 3,7 millones de toneladas de frutas y hortalizas y una comercialización de más de 3.150 millones de euros.

El sector valora positivamente esta nueva herramienta, si bien habrá que comprobar si genera certidumbre. Como comenta Vargas, actualmente hay mucha información sobre la producción y precios en origen, si bien escasa del comercio.

El consejero aprovechaba el encuentro de ayer para resaltar la intención de su departamento de "fomentar la colaboración entre todos los actores de la cadena agroalimentaria", algo que considera "primordial para seguir creciendo en calidad, innovación, sostenibilidad y, sobre todo, valor añadido". En este sentido, señalaba que está manteniendo reuniones con representantes de la distribución "para propiciar una mayor colaboración" que de hecho ya se está produciendo, como demuestra el que "cada vez más la distribución está llegando a acuerdos con los productores locales para el suministro de productos". "Desde la Junta de Andalucía apoyamos las iniciativas que redunden en una cadena de valor más equilibrada, con buenas prácticas comerciales y relaciones de largo plazo", algo que precisamente impulsará el Foro Andaluz de la Cadena Alimentaria previsto en el proyecto de Ley de Agricultura y Ganadería.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios