Padres de alumnos del instituto Mar Mediterráneo piden mejores accesos

  • Ayer se manifestaron a las puertas del centro educativo, situado a las afueras del casco urbano, para exigir a Gabriel Amat que lo dote con acerado y alumbrado

Armados con pancartas y al grito de "Seguridad ya", cerca de 100 personas pertenecientes a la asociación de madres y padres del IES Mar Mediterráneo se manifestó en la tarde de ayer a las puertas de este centro educativo situado en Aguadulce para exigir al equipo de Gobierno de Gabriel Amat que lleve a cabo en esta zona de expansión del municipio las obras de alumbrado y acerado, hasta ahora inexistentes, para dotarlo con una comunicación "decente" y "necesaria".

La presidente del AMPA, Marina Basoa, señala que "hay más de 70 alumnos que no acuden al centro por las tardes para acudir a las actividades extraescolares y las clases de apoyo de Matemáticas y Lengua porque sus padres temen por su integridad física".

Basoa insiste en que al instituto se accede por una vía de alta capacidad (salida de Aguadulce Norte de la A-7) por lo que presenta una gran cantidad de tráfico "que hace peligrar las vidas de los alumnos que deciden desplazarse hasta el centro a pie, y que cada día son más".

Hace cuatro meses, este AMPA acudió a los medios de comunicación para presionar al Ayuntamiento de Roquetas de Mar, "lo que provocó que iniciasen las obras que les llevamos solicitando más de dos años al perfilar el trazado con bordillos de lo que sería el acerado pero a las semanas las abandonaron y hasta el día de hoy no se ha hecho nada más".

Ahora, según Basoa, la situación es más preocupante. "Los trabajos comenzaron en la entrada al centro y al paralizarlos los chicos sólo pueden acceder al centro por la que era la salida del mismo por lo que los autobuses que fleta la Educación tienen serios problemas para maniobrar".

Hay que recordar que el delegado de Educación, Francisco Maldonado, puso en disposición de los alumnos tres autobuses gratuitos que diariamente por las mañanas (por las tardes no trabaja este servicio) los transportan al centro debido a la lejanía del mismo con el casco urbano de Aguadulce. "Y si hacen falta más, los pondremos", afirma "pero no podemos hacer nada más ya que los accesos al centro educativo son competencia del Ayuntamiento de Roquetas", explica.

Desde el AMPA también se lamenta que "no se reúnen con nosotros y la respuesta que recibimos del Ayuntamiento a los escritos que le remitimos es nula".

La situación va a seguir empeorando, según Basoa, porque el curso que viene ya se impartirá también 3º ESO (actualmente se oferta 1º y 2º) "por lo que vendrán 80 alumnos, que sumados a los que tenemos, ya habrá más de 200 en esta situación de abandono y de arrinconamiento".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios