El Parador celebra sus 50 años presidiendo la costa mojaquera

  • El complejo hotelero fue inaugurado por Manuel Fraga en 1966 Jacinto Alarcón fue la clave para su construcción

El Parador de Mojácar cumple medio siglo de antigüedad. Uno de los símbolos de la costa mojaquera ha celebrado su 50 aniversario arropado por autoridades de la provincia en una jornada de puertas abiertas. Entre los asistentes se encontraban el vicepresidente de Diputación, Javier Aureliano García, la alcaldesa de Mojácar, Rosa María Cano, o diferentes parlamentarios por la provincia de Almería.

Tras soplar las velas con el número 50, las decenas de invitados disfrutaron de una recepción en los jardines del Parador, con las inigualables vistas de las playas de Mojácar. Un lugar idílico.

Rosa María Cano, durante el acto, quiso recordar la figura de Jacinto Alarcón, el alcalde que consiguió que el Parador fuera construido en la costa del municipio. "Mojácar estaba derruido, sin apenas población. Sin embargo, la llegada del Parador de Turismo fue el empuje necesario para el despegue de la localidad como destino turístico de referencia en la provincia", recordó la alcaldesa mojaquera.

"Cuando Manuel Fraga vio el potencial del turismo para la economía del país pensó en explotarlo en la zona mediterránea, deprimida y baja en recursos pero con un gran potencial", relataba la regidora. Fue entonces cuando Jacinto Alarcón no dudó en la oportunidad que eso significaba para su municipio. "Cogió su Renault Gordini y se presentó en Madrid enfrente del ministerio. Se sentó allí y no se fue hasta que le confirmaron que Fraga consideraría la opción de Mojácar como destino del Parador de Almería. Nunca dijo cuántos días esperó allí sentado", relata Rosa María Cano.

El municipio levantino tuvo que competir con otras ciudades que se disputaron el privilegio de contar con unas instalaciones de tanto nivel: Almería capital, Roquetas de Mar o Vélez Blanco fueron algunas de las candidatas.

"El lugar en el que ahora se asienta estas lujosas instalaciones, hace poco más de medio siglo era una venta de pescado. Los pescadores traían aquí su mercancia en cestos de mimbre para comerciar. ¿Quién podría haber imaginado que se convertiría en lo que es hoy? Solo un visionario como Jacinto Alarcón", contó orgullosa la alcaldesa de Mojácar.

El edificio del Parador se terminó en agosto de 1965 y estuvo funcionando unos meses, pendiente de la inauguración oficial. Se pensaba hacerla coincidir con la del aeropuerto de Almería, pero al final se hubo de inaugurar un par de días después del accidente nuclear en Palomares.

En aquellos años no había precisamente muchos establecimientos hoteleros en la comarca del Levante almeriense, ni siquiera en la provincia, y fue el Parador el que acogió la delegación española y americana que se desplazaron a la zona, y, aprovechando la visita, Fraga inauguró el Parador el 8 de marzo de 1966.

Desde que en 1966 Manuel Fraga diera estreno a las instalaciones, por sus habitaciones han pasado grandes personalidades. "Desde Ava Gardner, Luis Miguel Dominguín, Antonio Bienvenida, sus majestades los reyes don Juan Carlos y doña Sofía, o el director de cine Steven Spielberg", enumeraba la regidora de Mojácar, citando solo una pequeña muestra de las personas de relevancia que han visitado el Parador.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios