Pulpí

Ponen en marcha un proyecto para fomentar el consumo de vegetales y hortalizas en el colegio

  • Consiste en la instalación de estructuras de invernadero en los siete centros educativos seleccionados, donde a su vez se pondrán minicamps para que los escolares puedan allí cultivar verduras

Los delegados provinciales de Agricultura y Pesca y Educación, Juan Deus y Francisco Maldonado, respectivamente, han presentado esta mañana el proyecto piloto ‘Fomento para el consumo de vegetales y hortalizas en el colegio’, que se desarrollará en siete centros educativos de la localidad almeriense de Pulpí y se prevé extender a colegios e institutos de la comunidad autónoma de Andalucía.

Junto a la alcaldesa de Pulpí, María Dolores Muñoz y el representante de la empresa New Growing Systems, Javier Aznar, ambos delegados han explicado los detalles de esta iniciativa, financiada por la Junta de Andalucía con una aportación económica superior a los 70.000 euros.

El proyecto consiste en la instalación de estructuras de invernadero en los centros educativos seleccionados (colegios ‘Pozo Higuera’, ‘Convoy’, ‘Terreros’, ‘La Fuente’, ‘Emilio Zurano’, y Jaravía’ e IES ‘Mar Serena’), donde a su vez se pondrán minicamps para que los escolares puedan allí cultivar verduras: diversas variedades de lechuga, ajos y cebollas, acelgas, apio, aromáticas, tomates, pimientos, berenjenas, judías, guisantes y otras hortalizas.

El minicamp es un sistema que utiliza el cultivo hidropónico puro en invernadero, aprovechando al máximo las ventajas de este sistema ya que sin necesidad de otro tipo de sustrato más que el agua se desarrolla la planta. Las ventajas de este cultivo frente al cultivo tradicional son que no se requiere esfuerzo físico ni ser un experto en agricultura y, además, ayuda a ahorrar agua y minimiza los impactos medioambientales.

En total, se van a instalar seis estructuras de invernadero de entre 12 y 100 metros cuadrados .en el IES ‘Mar Serena’ ya se dispone de uno-, 30 minicamps y 30 jardineras y una malla para el suelo anti-hierbas.

Cultivar para luego consumir

Con la puesta en marcha de este proyecto piloto se persigue desde la Junta de Andalucía fomentar la dieta sana, acercar el entorno natural al aula, enseñar cómo lo que una persona cultiva puede ser consumido posteriormente e incluir esta experiencia dentro del diseño curricular de los centros educativos.

Además de las clases prácticas en las estructuras de invernadero, a los alumnos de Primaria y Secundaria del término municipal de Pulpí se les entregará un libro con fichas para interactuar en clase. Una vez que el proyecto se amplíe a otras zonas de Andalucía, se habilitará un espacio en Internet para contar las experiencias con otros centros educativos y para obtener más conocimientos sobre la dieta sana.

“Los resultados que se obtengan pueden ser muy beneficiosos tanto para el conocimiento de los niños sobre los cultivos como para la educación en el consumo de una dieta sana y equilibrada, donde las frutas y las hortalizas sean una parte fundamental de la misma”, han destacado los delegados de Agricultura y Educación en la rueda de prensa de esta mañana.

El proyecto, que también cuenta con la implicación del profesorado de Primaria y Secundaria, se divide en cuatro fases: selección de centros donde implementarlo, determinación de las necesidades de cada colegio o instituto, colocación de los minicamps y seguimiento y mantenimiento de éstos.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios