El cisma de la Virgen del Carmen llegará al arzobispo de Granada

  • Eloy Fernández, candidato de la candidatura rechazada, va a pedir amparo para que se repitan las elecciones de la Hermandad para elegir al Hermano Mayor

Comentarios 1

Como ya adelantara este diario, las recientes elecciones en la hermandad Virgen del Carmen de Aguadulce para designar nuevo hermano mayor no han cerrado las heridas entre los dos sectores existentes, hasta el punto que el grupo liderado por el candidato Eloy Vicente Fernández, agricultor de profesión, ha impugnado el proceso electoral y comienza los trámites para solicitar audiencia y amparo al arzobispo de Granada, a quien va a pedir que se repitan las elecciones y se anulen las anteriores, acusando de prevaricación al Vicario Episcopal Manuel Pozo.

Su candidatura fue rechazada y no se le permitió presentarse a las elecciones por "haber renegado públicamente de la fe católica", una afirmación que Fernández niega tajantemente y exija que se pruebe. "Se trata de la última estratagema que inventaron para evitar que fuera Hermano Mayor", afirma. Oficialmente el ganador de las elecciones y nuevo Hermano Mayor es Juan Mullor.

Fernández, que habla en plural en nombre de todos los miembros de su candidatura, ha denunciado que la vicaría episcopal almeriense se negó a aceptar el documento impugnando el proceso, así como que tampoco se aceptó en la secretaría del Obispado, por lo que se vio obligado a presentar el recurso por carta certificada el pasado día 15, recibida dos días después.

Fernández argumenta que "si el Obispo de Almería ha firmado consecuentemente la validez de las elecciones nos ha engañado, pero si no es así, le pedimos perdón. Tenemos la completa seguridad de que el Obispo no está enterado de todo el tema, aunque el día 17 de octubre recibió toda la documentación mediante carta certificada".

Además, considera que ha habido nuevas irregularidades, hasta el punto que hubo una sospechosa rápidez en el proceso de nombramiento del nuevo hermano mayor "porque las elecciones fueron el sábado 11 de octubre y el domingo ya estaba proclamado oficialmente el ganador, en días y horarios en que están cerradas la vicaría episcopal y el Obispado. No se oyó a los demás, ni se leyeron ni contestaron los escritos, por lo que nos preguntamos si la Virgen del Carmen aprobaría su actitud".

Por ello afirma que "es bonito, y digno de un buen cristiano el reconocer que se ha equivocado", en relación al "injusto veto de nuestra candidatura".

La situación de caos no queda ahí puesto que Fernández al vicario de prevaricación, afirmando en el escrito que se le ha remitido "está usted cometiendo prevaricación, pero al cien por cien, pues se sabe muy bien las Normas, pero las aplica a su antojo, o cuando le interesa, pero sabe que están ahí y no las cumple. Con todos los respetos a los hermanos de las distintas hermandades y cofradías de Almería, nosotros, los hermanos de Aguadulce, somos hermanos de segunda, pues para usted no tenemos estatutos ni normas diocesanas, ya que hace lo que le viene en gana". Por esta razón, Fernández acudirá a "todas las instancias que sean necesarias para que la opinión pública sepa toda la verdad de este caso".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios