Tres años por transportar 20 fardos de hachís con un valor de 3,5 millones de eurosDetenida por robar joyas en la vivienda de mujer a la que cuidaba

  • Por la comisión de delitos contra la salud pública y atentado a agentes de la autoridad

Fardos de hachís que transportaba el condenado en su furgoneta. Fardos de hachís que transportaba el condenado en su furgoneta.

Fardos de hachís que transportaba el condenado en su furgoneta. / D.A.

El Juzgado de lo Penal número 2 de Almería ha condenado a penas que suman tres años, tres meses y un día de prisión a un hombre que fue sorprendido con 20 fardos de hachís en Níjar y que emprendió la huida cuando iba a ser detenido por agentes de la Guardia Civil.

La sentencia, dictada por conformidad de las partes y consultada por Diario de Almería, recoge que el acusado, M.M., condicía sobre las seis y diez de la tarde del 15 de junio de 2017 una furgoneta de su propiedad en cuyo interior transportaba veinte fardos de hachís destinado al "mercado ilícito".

Fue entonces cuando el vehículo fue interceptado por agentes de la Guardia Civil que realizaban un control policial a la altura del kilómetro 439 de la autovía A-7.

El acusado emprendió la huida al ver a los agentes pero fue alcanzado por varios de ellos, aunque los guardias civiles se vieron obligados a emplear la "fuerza mínima imprescindible" para reducirle ante la "gran oposición" que ofrecía para evitar ser detenido. A consecuencia de dicha resistencia, al tratar de zafarse de uno de los agentes el acusado provocó erosiones en diferentes partes del cuerpo de este último y causó desperfectos en el uniforme de éste valorados en 45,10 euros.

La Guardia Civil intervino los 20 faldos de hachís, con un peso de 588,480 gramos y valorados en 3.530.880 euros, así como un teléfono móvil que llevaba consigo el acusado.

Por estos hechos, M.M. ha sido condenado a una pena de tres años y un día de cárcel por un delito contra la salud pública, por el que se le impone además el pago de una multa de 10.590.640 euros, y a tres meses más de prisión por un delito de resistencia a los agentes de la autoridad.

Un total de tres personas fueron desalojadas de un bloque de viviendas tras un incendio registrado en la madrugada del miércoles en la calle Granada de Almería. Los hechos sucedieron en torno a las 1,05 horas, cuando varios particulares llamaron a Emergencias 112 alertando de que había un incendio en un bloque de viviendas en la calle Granada de la capital almeriense.

El Juzgado de lo Penal número 5 de Almería ha condenado a cuatro años y dos meses de prisión a un hombre de 37 años por las agresiones, amenazas e improperios a los que sometió a su pareja sentimental desde 2011 así como a las hijas de la mujer, cuestiones que el acusado negó en el juicio si bien en la fase de instrucción reconoció "que había insultado a la denunciante y que había sido por su bien".

El Juzgado de Instrucción 3 de Vera ha abierto diligencias previas para investigar la situación urbanística del Plan Parcial de Cortijo Cabrera, en Turre, con 200 viviendas construidas y determinar si se ha producido delito en la gestión municipal de este residencial, en concreto, un presunto delito de prevaricación por parte de anteriores corporaciones.

Agentes de la Guardia Civil han detenido a una vecina de Huércal Overa de 42 años, cuyas iniciales son I.J.B.T., como presunta autora de un delito de hurto en interior de vivienda de la localidad, la de una persona con discapacidad física en la que la ahora arrestada trabajaba como cuidadora. Los hechos se iniciaron tras una inspección realizada por los agentes de la Guardia Civil en un establecimiento de compra y venta de oro de la comarca, donde llamó su atención las numerosas ventas de joyas realizadas por una única persona. Además, las joyas se correspondían con las que suelen portar personas de avanzada edad como medallas religiosas, joyas o relojes antiguos, según ha informado la Benemérita en un comunicado.

Fruto de diversas actuaciones, agentes de la Guardia Civil recabaron información sobre la persona que realizó las ventas, averiguando que la mujer de era nacionalidad ecuatoriana y trabaja como cuidadora en una vivienda de un vecino de Huércal Overa que presenta una discapacidad física. Así, los agentes se entrevistaron con la propietaria de la vivienda y, tras mostrarle fotogramas de las joyas, esta las reconoció como de su propiedad. Por ello, los agentes de la Benemérita iniciaron un dispositivo de búsqueda y localización de la presunta autora del hurto, dando con ella el pasado día 29 de noviembre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios