La Junta reclama que el nuevo sistema financiación incluya a las universidades

  • Ramírez de Arellano ve "imprescindible" que se incluya a la formación y la investigación.

El consejero de Economía, Ramírez de Arellano. El consejero de Economía, Ramírez de Arellano.

El consejero de Economía, Ramírez de Arellano. / A. Pizarro

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, ha reclamado hoy un nuevo sistema de financiación autonómica, en el que considera "imprescindible" que se incluya a la formación universitaria y a la investigación.

Ramírez de Arellano, que ha presidido la inauguración del curso académico en la Universidad Pablo de Olavide (UPO), ha señalado que en la actualidad la inversión en el sistema universitario andaluz alcanza el 1% del PIB de la región, entre inversión pública de la Junta y la que atraen las universidades de otras fuentes. "Con las dotaciones adicionales que esperan conseguir del Gobierno de España, la idea es llegar al 1,2% del PIB", ha avanzado en un comunicado.

Asimismo, en el ámbito económico la Junta está intentando consensuar con las universidades un nuevo modelo de financiación que debe "posibilitarles la convergencia", ha señalado el consejero.

Otro de los objetivos es dotar a las instituciones docentes de certidumbre, algo en lo que la Junta "ha avanzado incrementando este año su financiación básica y complementándola con un bloque de excelencia, planes de apoyo a estudiantes y con una financiación competitiva para investigación e innovación".

Ramírez de Arellano ha explicado que la financiación básica debe "ser suficiente y ofrecer una perspectiva de los ingresos en materia de infraestructuras y de investigación básica", apartando esta materia de las ayudas competitivas que imperaban hasta ahora.

A esto se suman los planes de excelencia, a los que en este año se han destinado 36 millones para financiar diversas actuaciones, entre las que destacan las dirigidas a la internacionalización y al apoyo de los Campus de Excelencia.

En cuanto a la investigación, se han transferido en torno a 40 millones para la contratación de personal a las universidades. La puesta en marcha del Plan Andaluz de Investigación, Desarrollo e Innovación (PAIDI) ha movilizado este año más de 460 millones para toda Andalucía y el consejero ha adelantado que las convocatorias competitivas comenzarán a convocarse en los próximos meses.

Asimismo, el consejero ha sostenido que la universidad "la hacen las personas", por lo que ha considerado "importante" que el personal de las universidades "inicie la senda de la recuperación de derechos" perdida con la crisis.

Respecto a la UPO, Ramírez de Arellano, ha destacado la intensa actividad internacional de esta institución de educación superior, que se ha consolidado como una de las universidades más activas dentro del programa Erasmus, así como por los buenos resultados tanto en docencia como en investigación, como demuestra el buen lugar que ocupa en ránkings como el de la Fundación CYD.

También ha resaltado su papel como tractor de inversiones y su importante repercusión económica, que, según diversos estudios económicos, los fondos que moviliza una universidad multiplican su impacto por unas cuatro veces su cuantía, que en el caso de la UPO asciende a 80 millones de euros.

La comunidad universitaria de la UPO la componen de 12.000 alumnos, en torno a 1.000 docentes e investigadores y 350 trabajadores de administración y servicios (PAS).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios