Cludemi sube a División de Honor

  • El club almeriense realiza una magnífica temporada y consigue en Alcorcón un histórico ascenso a la máxima categoría No han tenido para celebraciones porque llega la Copa

A los éxitos del deporte almeriense hay que sumarle uno más desde hace tan sólo unos días. El Cludemi [Club Deportivo de Minusválidos de Almería] ha escrito una de las páginas más importantes de su historia. Acaban de lograr el ascenso a División de Honor, máxima categoría del baloncesto en silla de ruedas, después de un año espectacular en Primera División, en la que han demostrado que tenían equipo para hacer algo muy grande.

"Este ascenso ha sido el mejor regalo que nos podíamos llevar. No soñábamos con él, pero lo hemos conseguido. En la fase regular ganamos los diez partidos y en la final a cuatro sólo perdimos un partido. Hasta que no nos vimos en Alcorcón disputando la fase final no soñamos con el ascenso", dice un dichoso José Antonio Segura, presidente del club, que ha disfrutado como nunca con un hito para este deporte en Almería.

Cludemi se ganó por derecho propio un puesto en la final a cuatro por el ascenso que se disputó en tierras madrileñas, concretamente en Alcorcón. Los almerienses tuvieron que enfrentarse a Ferrol, mientras que los anfitriones se vieron las caras con Juventud de Badalona. Cludemi realizó un gran partido, apenas dio opción a su rival y se alzó con una victoria increíble por 84-61. Ahí se consiguió el ascenso, pasar a la final ya significaba subir de categoría y el último partido tan sólo fue una fiesta ante Badalona, que no tuvo problemas con Alcorcón.

La final fue una fiesta tanto para almerienses como para catalanes. El resultado, aunque es lo de menos por ambos conjuntos habían logrado sus objetivos, sonrió a Juventud de Badalona, que derrotó a Cludemi por 27-54. Fue la derrota más dulce de la historia del conjunto almeriense, que, sin embargo, compitió al máximo para tratar de haber ganado también ese partido. "Estábamos muy felices antes de jugar la final porque habíamos conseguido subir. Era un partido para disfrutar, aunque es cierto que nuestra intención también era ganarlo", indicaba el presidente de Cludemi que explica que no han tenido ni tiempo para festejar el éxito porque el presupuesto no da para muchas alegrías y porque están plenamente concentrados en la Copa del Rey de este fin de semana: "Tenemos pensado algo, pero no hemos llegado a realizar todavía nada porque los presupuestos van muy ajustados y hemos tenido que estirarlo todo lo que hemos podido para jugar la fase final. Después de la Copa, sí que lo festejaremos". Se lo han ganado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios