Defender para crecer

  • El Leganés luce en la zona europea impulsado por su capacidad para mantener a cero su portería

  • Es el menos goleado, junto con el Barcelona (3), y enlaza 4 partidos sin encajar

Defender para crecer Defender para crecer

Defender para crecer

El Leganés sigue sorprendiendo al fútbol español con su gran arranque de temporada y, más allá de sus registros, 14 puntos en ocho jornadas que le permiten ocupar puestos que dan acceso a Europa, llama la atención su gran potencial defensivo. Con sólo tres tantos en contra los blanquiazules son, junto al Barcelona, los menos goleados de la competición. Además encadenan cuatro partidos dejando la portería a cero; el último de ellos, su triunfo por 0-2 en la visita al Málaga. Consciente de que el camino para sumar cada jornada pasa por concederle lo menos posible al rival y aprovechar las ocasiones de las que siempre deberá disponer su equipo en el desarrollo natural de un choque, Asier Garitano ha armado un bloque compacto en el que el orden es ley y en elq ue todos colaboran para no encajar.

El trabajo empieza en la zona ofensiva, con los jugadores de ataque trabajando para dificultar la salida limpia del balón gracias a su capacidad para desgastarse, y continua en el centro del campo. Allí nadie decepciona, pero hay dos nombres clave: Rubén Pérez y el brasileño Gabriel Pires.

Si bien su labor no es siempre la más ponderada por quienes siguen los encuentros, las cifras que atesoran hablan por sí mismas. El andaluz es, de momento en competencia con Parejo, el jugador de campo con más balones recuperados este curso. Por su parte, su compañero es el futbolista que más duelos aéreos gana.

Superar pues las dos primeras líneas no es tarea sencilla, pero cuando eso sucede los contrarios se tienen que ver las caras con una retaguardia que se muestra asimismo muy efectiva. En su filosofía de dar oportunidades a todos los miembros de la plantilla durante el arranque de cada campaña, el técnico ha probado en mayor o menor medida a los zagueros de los que dispone.

Eso fomenta la competencia de tal manera que, por ejemplo, Raúl García ha sido el lateral izquierdo titular durante los últimos enfrentamientos en detrimento de un Diego Rico que parecía fijo. Lo mismo sucede con el eje, cuya composición en integrantes y en el número de los mismos es difícil de anticipar ya que su versatilidad permite jugar con cuatro o cinco atrás en función de quién esté enfrente y de las necesidades.

Así las cosas, Mantovani, Dos Santos, Muñoz y Siovas han contado con idénticas opciones, pese a los problemas físicos que especialmente han afectado a los dos últimos. Superados los mismos, el griego se ha convertido en el único de ellos que ha jugado los cuatro partidos precedentes mientras que Muñoz no ha vuelto a contar con minutos después de sufrir un duro golpe ante el Eibar.

Cada uno en su estilo, se acoplan y se entienden con acierto sobre el campo al tiempo que suponen un buen arma a la hora de buscar la meta contraria a través del balón parado. De hecho, Mantovani ya ha tocado red con una diana que le sirvió a los suyos para llevarse los tres puntos en Cornellà.

Y para todo lo demás, Iván Cuéllar. El Pichu, que firmó este verano tras una larga etapa en el Sporting, está mostrándose muy acertado bajo los palos desde su llegada. Por encima de acciones concretas que han sido decisivas, como el penalti detenido al Alavés, ha puesto su experiencia al servicio del vestuario.

La estructura funciona y sólo el Getafe, con dos golazos, y el Eibar han conseguido perforar las mallas del Leganés, que ahora afronta un tramo de Liga más duro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios