El Sevilla, obligado a una hazaña en Alemania (1-2)

  • Los sevillistas aguantaron al Bayern en la primera parte incluso se adelantaron, pero dos autogoles de Navas y Escudero complican los cuartos.

Las imágenes del Sevilla-Bayern Múnich Las imágenes del Sevilla-Bayern Múnich

Las imágenes del Sevilla-Bayern Múnich / Antonio Pizarro

El Bayern Múnich dejó en el Sánchez-Pizjuán, en la ida de los cuartos de final de la Champions, muy de cara su pase a las semifinales gracias al 1-2 con el que afrontará la vuelta la semana que viene en el estadio Allianz Arena.

Tuvo el Sevilla el reto de plantarle cara al potente equipo alemán sin el futbolista que organiza su juego, Banega, sancionado, y el técnico sevillista, Vincenzo Montella, optó por ocupar esa posición con Pizarro, un jugador más de contención.

Jupp Heynckes también puso músculo en el centro del campo con Javi Martínez y con Arturo Vidal y, con ellos, los alemanes se hicieron dueños en el arranque de esa parcela y del control del juego. Hasta tres saques de esquina forzó el conjunto bávaro en los primeros compases ante un rival que aún estaba en la misión de saber cómo jugarle al Bayern, pero con el transcurrir del choque se vio que el Sevilla no estaba demasiado incómodo dándole la iniciativa al adversario.

Fue clarísima la ocasión que tuvo Sarabia para poner el 1-0 a los 20 minutos, pero el madrileño, solo ante el meta Sve Ulreich, no supo definir. Como pasó el pasado sábado en este mismo escenario ante el Barcelona, los sevillistas empezaron a lamentarse por no concretar sus ocasiones, pero para entonces el partido se había equilibrado. Incluso la formación local empezó a perder los miedos al ver que podía tutear al contrario. A los 26 minutos lo intentó Thiago para los germanos por primera vez, con un remate desde lejos que no tuvo ningún problema para David Soria, la gran novedad en la alineación sevillista al dejar en el banquillo a Sergio Rico.

Para entonces el Sevilla estaba con confianza y el Bayern replegado e impreciso, lo que propició que Sarabia no fallara en su segunda ocasión y lograra el 1-0 rebasada en poco la media hora.

Heynckes tuvo que mover piezas, aunque obligada por la lesión de Arturo Vidal, lo que le dio la oportunidad a James Rodríguez, quien vio desde el terreno cómo su equipo empataba poco después. Eran los mejores minutos del Sevilla ante un rival desorientado, pero una incursión por la izquierda de Ribery se convirtió en infortunio para el equipo hispalense, ya que en su intento de centro apareció Jesús Navas para meter la pierna y desviar el balón, que se introdujo en su portería pese a la acción desesperada de David Soria para evitarlo.

En la segunda parte salió el Bayern alertado por lo visto en la primera y volvió a presionar para controlar la situación con James Rodríguez como protagonista, con lo que el Sevilla jugó a la contra. Franco Vázquez tuvo pronto una ocasión para poner a la formación local por delante, pero falló y el Bayern mantuvo sus claras intenciones ante David Soria.

Se vio entonces al poderoso equipo de Heynckes, que dejó sin recursos a un rival reculado y sin saber cómo salir del monólogo germano. David Soria, con un paradón, evitó que Javi Martínez adelantara a su equipo, pero no pudo impedir que Thiago no perdonara poco después y sí pusiera el 1-2, aunque otra vez con la colaboración de un sevillista, en esta ocasión, de Escudero.

Montella sacó a Muriel y a Sandro, aunque tarde, para encontrar algo de más frescura y también mordiente atacante. Por momentos lo logró el Sevilla en busca de un empate que dejara algo más vivo el encuentro de la vuelta en el Allianz Arena, pero la victoria visitante deja la eliminatoria de cara para el Bayern.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios