El tercer ERE de Iberia en cuatro años afectará hasta a 955 empleados

  • El expediente será de carácter voluntario

  • En los dos anteriores salieron unos 5.000 trabajadores

Luis Gallego, presidente de Iberia. Luis Gallego, presidente de Iberia.

Luis Gallego, presidente de Iberia. / alejandro ernesto / efe

Iberia comunicó ayer a los sindicatos su intención de iniciar un nuevo expediente de regulación de empleo (ERE) voluntario, que podría afectar hasta a un máximo de 955 trabajadores, frente a los cerca de 1.000 empleados cifrados inicialmente, como paso previo a abrir la negociación.

La aerolínea, que no ha desglosado la afectación por colectivos -personal de tierra, tripulantes de cabina (TCP) y pilotos-, ya había anunciado su intención hace un año de aplicar un tercer ERE de carácter voluntario, como los dos anteriores.

Será el tercer ERE que aplicará la compañía española en cuatro años, tras su plan de reestructuración. Los dos anteriores afectaron a un total de 5.000 trabajadores.

Fuentes de la aerolínea confirmaron ayer a Europa Press que se formalizó la comunicación a los representantes de los trabajadores para poder abrir la mesa de negociación para un tercer ERE voluntario, con un tope de 955, por lo que "aún no se sabe cuántos empleados se acogerán a él".

Los sindicatos tienen un plazo de siete días para decidir si encaran la negociación a través de las secciones sindicales o a través de representantes unitarios. Este plazo servirá, además, para designar y constituir la mesa negociadora, que contará con un número máximo de 13 miembros, según informó ayer el sindicato independiente de TCP, Sitcpla, en un comunicado.

Hace un año, el presidente de Iberia, Luis Gallego, explicó que el nuevo ERE voluntario, el tercero que aplica la aerolínea desde la creación de IAG, afectaría a todas las áreas, pero fundamentalmente a los servicios centrales, así como al área de mantenimiento de aeronaves, al handling (atención en tierra), y a los tripulantes de cabina de pasajeros.

Iberia suma unos 17.000 trabajadores en plantilla, en la que el personal de tierra sigue siendo el más elevado, tras los ajustes acometidos en tripulaciones, en la que no hay prácticamente excedentes, y en la que se han abierto incluso procesos de contratación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios