El PP vasco arremete contra quienes atacan la Constitución en busca de "nuevos desencuentros"

  • Basagoiti destaca que la Carta Magna permite que "todas las ideas y posiciones democráticas puedan ser defendidas en igualdad de condiciones".

El PP del País Vasco defendió la "vigencia y proyección de futuro" de la Constitución Española en su 31º aniversario y criticó a "quienes la atacan" porque "abren la puerta a nuevos desencuentros". El presidente de la formación, Antonio Basagoiti, subrayó que la Carta Magna representa el "acuerdo entre diferentes" y permite que "todas las ideas y posiciones democráticas puedan ser defendidas en igualdad de condiciones".

En una comparecencia en Bilbao, Basagoiti, acompañado de varios representantes de la formación, entre ellos, su portavoz Leopoldo Barreda y el presidente del PP de Vizcaya Antón Damborenea, dieron lectura a una declaración con motivo del 31 aniversario de la Constitución Española. El escrito recogía que la Carta Magna ha representado el "acuerdo entre diferentes" durante todos estos años y ha permitido que "todas las ideas y posiciones políticas" hayan podido defenderse "en igualdad de condiciones".

"Queremos destacar como el hecho más relevante para todos la consolidación de nuestra democracia, el ensanchamiento de las libertades y, sobre todo, la confirmación de un proyecto común integrador, que garantiza la convivencia y respeta la pluralidad enriquecedora de España", sentenció Basagoiti. Además, el PP vasco advirtió de que "la sociedad española y de manera especial la sociedad vasca necesita poner en valor instrumentos que permitan el entendimiento y el acuerdo". En este sentido, ensalzaron la Constitución como ese instrumento que "favorece el encuentro en una sociedad plural y diversa como la nuestra".

Por eso, defienden la presencia del lehendakari Patxi López y de la presidenta del parlamento vasco Arantza Quiroga en los actos de celebración del 31 aniversario de la Constitución, que se llevarán a cabo este domingo, ya que "los vascos nos sentimos partícipes del proyecto constitucional y queremos contribuir como los primeros". "31 años después, la Constitución Española del 78 sigue siendo la Constitución de la Concordia" y constituye "el instrumento que ha permitido armonizar la vida de casi 45 millones de españoles, incluidos dos millones de vascos, afrontando los cambios trepidantes de un mundo a caballo entre dos siglos, ganando en libertades, en derechos y en prosperidad", aseveró.

La formación que preside Antonio Basagoiti arremetió contra quienes "reniegan de su responsabilidad y de su compromiso por cohesionar los valores democráticos" que representa la Constitución, al cuestionar "su valor integrador". Así, lamentó que "no faltan, casi un tercio de siglo después, fuerzas políticas que ponen freno al desarrollo de una realidad constitucional ampliamente desarrollada". 

"Es lo que hace el PNV", continuó el presidente de los populares vascos, "cuando dificulta la transferencia de las políticas activas de empleo, cuando antepone intereses de partido a las previsiones constitucionales y estatutarias que permitirían afrontar mejor la situación de quienes más padecen con la crisis económica".

Por ello, insistieron en que la Constitución representa "la apuesta por la normalidad política e institucional en la que sigue creyendo la mayoría de la sociedad vasca, por encima de los intereses partidarios" y recordó que su aprobación tuvo en Euskadi el triple de apoyos que de rechazos. "Frente a ella, sólo se ha esgrimido la extorsión violenta o proyectos excluyentes, dispuestos a discriminar a los vascos, y a vascos con el resto de los españoles", expresó.

"En Euskadi, la Constitución y el Estatuto representan, precisamente lo contrario: marcos de convivencia y entendimiento, opciones de democracia en paz y libertad, posibilidades de futuro y prosperidad para todos los vascos", afirmó la formación vasca, que apuesta por "deslindar de la legítima diferencia política el valor de un documento que después de más de 30 años sigue siendo válido como punto de encuentro del conjunto de la sociedad". 

Por último, el PP vasco subrayó que la Constitución ha hecho posible "una convivencia plural enriquecedora", de manera que "en cada rincón de España se puede pensar y ser libremente lo que uno quiera", con la "dolorosa" excepción de "aquellos lugares donde las personas siguen sometidas a la amenaza etarra". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios