Cajamar analiza los retos del seguro agrario frente al cambio climático

  • Organiza una jornada en Madrid con los principales agentes y expertos en esta materia

La jornada sobre seguros agrarios se celebró ayer en el Ministerio de Agricultura. La jornada sobre seguros agrarios se celebró ayer en el Ministerio de Agricultura.

La jornada sobre seguros agrarios se celebró ayer en el Ministerio de Agricultura. / diario de almería

El Ministerio de Agricultura (Mapama) acogió ayer la jornada 'Desafíos del seguro agrario: cambio climático y gestión de riesgos', organizada por el Consejo de Colegios de Ingenieros Técnicos Agrícolas y Cajamar Caja Rural. En ella, los actores públicos y privados que conforman el sistema, han aportado su visión sobre los retos que debe afrontar el sistema de seguros agrarios ante distintas amenazas, con especial incidencia en el cambio climático, sus riesgos y también sus oportunidades.

El acto estuvo inaugurado por Jaime Haddad, subsecretario del Mapama, que ha destacado el apoyo del Ministerio al sector, que encuentra en el sistema de seguros agrarios una herramienta fundamental para reforzar la viabilidad del sector, al protegerlo frente a circunstancias adversas que se escapan al control de la agricultura.

La inauguración también contó con Carmen Olmo, presidenta en funciones del Consejo General de Colegios de Ingenieros Técnicos Agrícolas, y Miguel Rodríguez de la Rubia, director de Banca de Empresas de Economía Social y Agroalimentario de Cajamar, que señaló que "los seguros agrarios constituyen uno de los instrumentos más importantes y eficaces para proteger y mantener la viabilidad económica de las explotaciones agrarias españolas y la economía de los agricultores frente a las adversidades climatológicas, sobre todo en un contexto de incertidumbre creciente como el actual, debido a las consecuencias del cambio climático, que están modificando la naturaleza de los riesgos que afectan a las producciones agrarias, así como la incidencia de los mismos. Y ha explicado que "son una herramienta más de mejora de la competividad y de la profesionalidad de nuestros agricultores y ganaderos".

Por último aseguró que la vocación de Cajamar con el sector agroalimentario español es "seguir siendo la cooperativa de crédito de referencia en España y continuar trabajando para consolidar nuestro liderazgo nacional en la financiación al sector, con una cuota de mercado de en torno al 14%, y en particular a las cooperativas, las empresas, los productores, los agricultores, los ganaderos y toda la economía productiva que hay detrás de ellos.

Durante su intervención Miguel Pérez Cimas, director adjunto de Enesa, desde el año 2014 se encadenan distintos records en el capital asegurado, hasta superar los 13.600 millones de euros en 2017. "Son datos que constatan que los seguros agrarios son una herramienta fundamental de garantía de ingresos para los productores". Además, según sus palabras, es imprescindible el mantenimiento de las subvenciones, ya que sin ellas "se produciría una gran caída de contratación que podría hacer inviable el actual sistema de seguros agrarios".

Para José Carlos Sánchez, director del área de siniestros de Agroseguro, 2017 supuso una prueba de estrés para el sistema por la alta incidencia de siniestros, especialmente por la sequía, situación que pudo solventarse de manera exitosa por dos factores: el humano, gracias a los peritos conformados en su mayoría por Ingenieros Técnicos Agrícolas, y el tecnológico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios