El 'todo vale' de Gucci abre la pasarela de Milán

  • Alessandro Michele se aleja de todas las tendencias y presenta una colección plural con guiños a los años 80

Milán quiere dejar constancia de que la moda italiana sigue escribiendo en mayúsculas en el gran libro de la moda. Y, para que conste, el primer desfile de su Fashion Week lo dejó en manos del impredecible Alessandro Michele, que volvió a demostrar que la firma florentina sigue siendo una de las preferidas de los millenials. Michelle, siempre revolucionario, no se dejó llevar por tendencias y presentó una colección que bien podría haber tenido como lema 'todo vale'. De vestidos con maxi hombreras al más puro estilo ochentero a estampados tan clásicos como el príncipe de Gales. Gucci se presentó en Milán con combinaciones imposibles, desde flores con animal print hasta chaquetas de vestir combinadas con pantalones de chándal. En esta oda a la diversidad, Michelle encontró sitio también para las transparencias y hasta para los personajes de animación (desde Blancanieves a Bugs Bunny), a los que escogió para cerrar su desfile. En cuanto a los complementos, la primavera de Gucci llega con bolsos extra largos y riñoneras, así como con gafas de cristales azules, sombreros y turbantes.

La revolución que Michelle ha conseguido en Gucci en sólo dos años sigue dando pequeños pasos que sabe encontrarán pronto la respuesta favorable de la legión de seguidores que siguen sus pasos. El último, el nuevo logo de la marca, una imagen de inspiración retro que pronto inundará las redes sociales en los bolsos y prendas de los mejores influencers.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios