"Actuar sin pasión es como pasar de puntillas por la vida"

Hay personas que nacen con duende y eso les marca, como una premonición. Este es el caso de Ana María Alias Vega, que siempre ha llevado un don alojado en su garganta. Un concurso de la cadena Ser la descubrió como artista a los dieciséis años y desde entonces la música se ha convertido en su vida.

-En una ocasión dijo que las "historias arrebatás" son una de sus principales razones para cantar. ¿Es por eso que escogió Pasión como nombre artístico?

-En mi carrera ha sido fundamental esa forma mía de vivir, con plena intensidad. Creo que vivir sin pasión es como pasar de puntillas por este mundo y eso es algo que nadie desearía.

-Sus inicios como cantante estuvieron ligados a la copla. ¿Qué siente por esta corriente musical?

-Siempre he sentido el embrujo de las coplas populares. Creo que una parte de aquellas canciones se quedaran con nosotros para siempre, porque tienen una belleza inigualable. Me basta con citar a Rafael de León para que todo el mundo me entienda. A él debemos clásicos como ¡Ay, Maricruz!, María de la O y la inolvidable Ojos Verdes, entre otras.

-Usted ha reivindicado que no hace falta ponerse una bata de cola para interpretar a Quiroga. ¿Cree que se tiene una imagen anquilosada de las tonadilleras?

-La copla ha ido evolucionando con los tiempos, sólo hay que ver el éxito que ha tenido el programa de Canal Sur. Lo que sucede es que la gente sigue imaginándose a las intérpretes con la misma apariencia de hace cuarenta años. Yo mantengo que hay que respetar ese aire de los años cuarenta que respiran las letras, pero eso no quiere decir que no puedas trasladar tu interpretación a la actualidad y defenderla con una melena cortita.

-En una ocasión Joaquín Sabina dijo de usted que era "la voz de la Piquer atrapada en el cuerpo de una niña". ¿Qué opina de esta afirmación?

-Es un piropo precioso, porque eso quiere decir que, cuando comenzaba, él supo ver en mi garganta una madurez que no se correspondía con la edad que tenía. Ahora bien, aunque admiro muchísimo a Concha Piquer, Juanita Reina e Imperio Argentina, tengo que reconocer que como ellas, no habrá ninguna. Yo aspiro a que con el tiempo puedan decir lo mismo de mí.

-Ya veo que le une un gran afecto al maestro Sabina pero eso no quita que Serrat siga siendo su intérprete favorito. ¿Qué tiene Joan Manuel que no tengan los otros?

-(Risas) Pues... ¡No sé como ponerlo en palabras!. Las canciones de Serrat me producen una ternura infinita. A pesar de que sus letras están escritas con un lenguaje culto y sarcástico, tienen una sencillez que llega al alma.

-Málaga es otra de sus pasiones, a pesar de que nació en "la capital del reino". ¿Qué afectos le unen a esta tierra?

-Una parte de mi familia paterna vive allí, entre ellos, mis sobrinos y es que... ¡Se me cae la baba con ellos! (Risas). A parte de eso, soy de las que defiende que "uno no es de donde nace, sino de donde pace", como dice el refrán.

-Sin embargo vive usted en el gaditano Barrio de la Viña. ¿Qué recondujo sus pasos hacia la Tacita de Plata?

-Hum... Que sepas que esta respuesta esconde una historia de amor (Risas). Mi pareja es de Cádiz y desde que me anime a venirme a vivir aquí, me di cuenta de que no quiero estar en otro lugar. Lo necesito para que inspire mis canciones.

-Precisamente La reina del Pay-Pay, el tema que da título a su último trabajo discográfico, rinde homenaje a un local emblemático de la ciudad. ¿Por qué fijó su mirada en él?

-En la España en blanco y negro del franquismo y la censura, el Pay-Pay desafiaba a la autoridad abriendo a horas en las que ya no había gente "decente" en la calle. Algo así bien merece una canción.

-La intuyo una mujer idealista pero, ¿no se desvanece su romanticismo al ver a Rodolfo Chikilicuatre?

-He de reconocer que yo soy de la vieja escuela y pasé por el Festival de Benidorm tomándomelo muy en serio. Aún así, entiendo que la elección del Chiki-Chiki para representarnos en Eurovisión es una manera simpática de criticar a la organización del certamen. Todavía no entiendo el fenómeno, pero en internet lo posicionan entre los seis primeros. Espero que tenga suerte y se convierta en La Macarena de 2008.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios