Copla: El género de las siete vidas

Comentarios 2

A finales de mayo cumplió 31 años, buen momento para recoger lo que, durante tanto tiempo, ha ido sembrando de escenario en escenario, de ciudad en ciudad, de país en país. Joana Jiménez ha sido una muy justa ganadora de la primera edición de un espacio televisivo, Se llama copla, donde se ha vuelto a demostrar que, melodías como Lola puñales,Ojos verdes, Tatuaje, La loba o María de la O siguen tan vivas hoy como cuando fueron creadas, hace más de medio siglo. "La gente que piensa que este género ha muerto necesita nuevas experiencias. Si es una mujer quien cree eso, que salga a la calle y bese en la boca a otra mujer", comentaba Concha Buida recientemente a este periódico en alusión a la supuesta agonía de la canción española. "Cada composición es una obra de arte en tres minutos que tienes que interpretar. Hay que meterse en el papel", confiesa por su parte Joana Jiménez, inmersa en plena gira de verano y con planes ya de proyectar un disco propio donde desarrollar su personalidad artística. "Antes hice flamenco e incluso, más recientemente, participé en dos zarzuelas. Sin embargo, la copla es lo que más me ha ayudado y lo que más quiero. Cuando escucho a Rocío Jurado pienso que es de otro planeta. Igual que si veo la fuerza de Isabel Pantoja o las manos de Lola Flores. De todas he aprendido aunque, como persona y sobre un escenario, mi favorita es Marifé".

Nombres imprescindibles a la hora de hablar de una creación que llevaron a lo más alto los compositores León, Quintero y Quiroga pensando en una figura como la valenciana Concha Piquer. Ella fue la pionera y bajo su personalidad se forjó una moda musical a la que, en sus inicios, también pertenecieron Imperio Argentina o Estrellita Castro. Unos años dorados cuya estela recogieron otras (como Juanita Reina, la mencionada Marifé de Triana y algunas más del caché de Gracia Montes, Maruja Díaz, Paquita Rico o Macarena del Río), y que, a mediados de los setenta, tuvieron un resurgir popular a través de Cantares, dirigido y presentado por Lauren Postigo en Televisión Española. Un completo repaso que aún pudo contar en vida con todas estas grandes figuras y que también dio la oportunidad a otras jóvenes promesas como era, por aquel entonces, una jovencísima Isabel Pantoja.

Desde entonces hubo algunas incorporaciones de la talla de María José Santiago o Patricia Vela. Nombres femeninos que intentaban hacerse un hueco en un concepto que, coincidiendo con la democracia, empezó a ser apartado por determinados sectores donde, políticamente, se consideraba emblema de la dictadura. Sin embargo, aunque no se hayan grabado discos ni se haya promocionado desde los medios de comunicación, jamás se ha podido extinguir el apoyo del público hacia unas piezas que han enamorado también a voces jóvenes como las de Pastora Soler o Pasión Vega -conocidas gracias a la canción española-, y que han cambiado el presente de gentes como Joana Jiménez. "Me conoce todo el mundo y me llaman con un cariño y un agradecimiento que me sobrecoge. Ése sí que es el mayor premio que he conseguido". Y continúa para finalizar. "Sólo me da un poco de miedo que se abuse y que, por lo económico, quede afectado lo artístico. Igual que dice el refrán, "la avaricia rompe el saco", aunque espero que eso no suceda. Quedan, todavía, muchas ganas de copla".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios