Paloma San Basilio hizo un repaso a sus canciones preferidas en Roquetas

  • Unas 900 personas disfrutaron con la entrega y la puesta en escena de este nuevo espectáculo 'PSB' · La artista elogió el Teatro Auditorio roquetero y expresó su gratitud al alcalde de la localidad

Unas 900 personas asistieron el sábado al concierto que ofrecía en el Teatro Auditorio de Roquetas de Mar la cantante Paloma San Basilio. Esta era la tercera vez que la artista cantaba en este teatro, que fue muy elogiado a lo largo de su recital. "Estoy enamorada de este teatro, es una autentica joya", confesó.

Paloma San Basilio estuvo más cercana que nunca al público, mostrando su portentosa voz y sin duda, su gran belleza. Con 32 discos grabados en una trayectoria intachable, Paloma San Basilio se presentó en Roquetas con su nuevo espectáculo PSB en el que llegó a lucir hasta tres trajes distintos. El primero con traje de chaqueta, el segundo un vestido rojo y el tercero un vestido negro.

Nada más salir al escenario, donde la aguardaban solo tres músicos, precisamente un piano, un saxo y un bajo lo que da nombre al espectáculo PSB y también son las iniciales del nombre de la artista, esta explico el sentido del espectáculo y lo que el público iba a poder disfrutar.

Y en este formato sobrio y envolvente, el conjunto PSB intentó animar a la gente que se acercó hasta el Teatro Auditorio de Roquetas. En la primera parte del concierto interpretó canciones tan conocidas como Juntos, donde el público cantó a coro, Beso a beso, Hiedra y Por qué me abandonaste. La cantante preguntó al público si la echaban de menos, y este respondió al unísono que sí. Sigo enamorada de este Auditorio que se encuentra en esta esquina del mapa tan maravillosa".

También hubo tiempo para versiones de temas que marcaron su generación como Yesterday, que encadenó con Let it be e Imagine all the people, una mítica canción francesa titulada Et maintenant, de Gilbert Bécaud. Luego cantó dos temas que ella escuchaba cuando era niña en el patio de su casa en Sevilla, donde vivió ocho años. Se trataba de Ojos verdes y Pena, penita, pena. La artista afirmó que "la gente cantaba antes mucho más que ahora. El cantar ayuda a echar las penas fuera".

Ya para cerrar, era inevitable que no hiciese un repaso por algunas canciones de musicales como Summer time, Somewhere over the rainbow o, el tema con el que todo el mundo sabía que terminaría el concierto, el emocionante No llores por mi Argentina. Paloma tuvo palabras de agradecimiento para el alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat que se encontraba en la sala y también para los técnicos y personal del Teatro Auditorio. "Ellos hacen un gran trabajo, pero nunca se ven" dijo.

También hubo un momento muy tierno de la cantante cuando recordó al público que es abuela. "No hay nada en el mundo tan maravilloso como ser abuela. Yo con mis nietos estoy que no vivo, porque los tengo en Estados Unidos. Un día que me venía para España, salió mi nieto el mayor y se me agarró a una pierna y me dijo: Abuela no te vayas porque no puedo vivir sin ti". Eso provocó un gran aplauso del público.

Aunque luego, tras los aplausos del público decidió echar el resto con 'Sueño imposible'. Hasta dos veces tuvo que salir a despedirse de sus incondicionales que seguían de pie y aplaudiendo tan magistral actuación. Fueron dos horas de música, donde la cercanía de la cantante a su público fue lo mejor. Todos salieron muy contentos y agradecidos por la entrega en todo momento de la artista. El alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat acompañado de su esposa visitó tras el concierto a Paloma San Basilio en el camerino. El primer edil disfrutó muchísimo con el concierto ofrecido en el Teatro Auditorio, y así se lo expresó en los minutos que tuvo con ella de charla. Fue una noche extraordinaria, donde triunfó la música.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios