París echa el cierre con aires clásicos

Las modelos llegaron con un toque bucólico en el desfile de Valentino el martes, que presentó su colección de mujer para la primavera-verano 2010 durante la pasarela prêt-à-porter de París.

La diseñadora italiana Maria Grazi Chuiri y Pier Paolo Picciolo lideraron la difícil tarea de continuar con la herencia del maestro Valentino, y lo hicieron con gran destreza, superando su debut de marzo.

La tradicional marca se vio rejuvenecida con suaves vestidos en tonos claros color piel, vainilla, lavanda o gris, con volantes y fruncidos; lazos, complementos de organza, plumas y picos que aportaban un aire etéreo.

Sin embargo, la colección de Chloé, de la diseñadora Hannah MacGibbon, pareció mucho menos inspirada. Abrigos de capa, trajes sueltos con chaquetas amplias en tonos marrones, blusas color caqui y camisas de tejido vaquero mezclaron elementos femeninos y masculinos, pero el resultado quedó un tanto simple.

En cambio, los suaves vestidos plisados de gasa en tonos naturales fueron mucho más acorde con el sello moderno-romántico de la marca Chloé.

La pasarela de París que hoy cierra sus puertas está considerada como el mayor espectáculo de moda del mundo. Diseñadores en auge como Balenciaga o Balmani y firmas tradicionales como Dior y Chanel, muestran aquí cuáles van a ser las tenndencias de la próxima temporada.

Londres y Nueva York apenas tienen opción de declararse ciudades de la moda frente a París. Sólo Milán podría desbancar quizás a la ciudad del Sena. Tras nueve días de actividad, hoy concluirán los desfiles de las colecciones femeninas para la primavera-verano de 2010.

El debut de Phoebe Philo con Céline ha sido la gran sorpresa de esta edición. Hace un par de años la diseñadora convirtió a Chloé en la marca favorita de las jóvenes cercanas a la treintena. Tras una pausa, ahora creó para Céline diseños que pronto la convertirán en la firma favorita de las mujeres elegantes que pasan de los 30.

El debut de la actriz y cantante Lindsay Lohan como asesora artística de Ungaro. , por contra, se encuentra entre lo más criticado de este año. Sus minivestidos en colores luminosos eran bonitos pero no llegaban a alcanzar el estilo de la casa.

La actuación con Chanel de la estrella del pop Lilly Allen fue lo más comentado de todo el periodo, así como también la puesta en escena diseñada para mostrar la última colección.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios