María dueñas. Escritora

"He incluido un personaje alhameño en mi nueva novela Las hijas del Capitán"

  • Acaba de lanzar la novela 'Las hijas del Capitán' donde la mujer es la gran protagonista

  • La escritora viajó a Almería para documentarse en torno al Grupo Salmerón que emigró a EEUU

María Dueñas en una foto de hace unos días en Nueva York. María Dueñas en una foto de hace unos días en Nueva York.

María Dueñas en una foto de hace unos días en Nueva York. / carlos luján

Cuando no han pasado ni dos semanas de la aparición de la novela Las hijas del Capitán, esta se ha convertido en un fenómeno de masas. Curiosamente, en la novela hay guiños a los alhameños que sobre 1930 se marcharon a Estados Unidos en busca de una vida mejor.

-María, acaba de lanzar su nueva novela donde sitúa la trama en Nueva York, y donde las protagonistas son mujeres. ¿Qué le lleva a darles el protagonismo a tres hermanas?

-En La Templanza, mi tercera novela, escribí sobre un indiano y, para documentarme, leí mucho sobre asuntos vinculados a le emigración. Los que se iban primero eran casi siempre hombres solos, pero a menudo les seguían mujeres también, y eso me generó una enorme curiosidad: cómo eran esas mujeres que marchaban impulsadas por las decisiones de otros, cuáles eran sus sensaciones, sus sentimientos, sus pensamientos…

-¿Cuándo se decide por escribir esta historia donde la inmigración de españoles a Estados Unidos es el hilo conductor de la trama?

-Una vez que tuve claro que los personajes principales serían mujeres emigradas, empecé a buscarles un momento y un destino interesante. Exploré diversos lugares, desde Australia hasta localidades costeras emergentes en los años del desarrollismo. Cuando empecé a ahondar en la presencia de españoles en Nueva York durante las primeras décadas del siglo XX, dejé la búsqueda: supe que había encontrado mi lugar.

-En la fase que tuvo para documentar la novela, parece ser que estuvo en Almería, interesándose por el grupo Salmerón que en los años 30 salió de Alhama de Almería para Brooklyn. Le sirvió toda la documentación que le aportaron para escribir esta novela.

-Efectivamente, me interesé gracias a Mari Carmen Amate, autora del formidable estudio el Grupo Salmerón en Brooklyn. Alhameños en Nueva York. En viajes a Almería y a Nueva York he tenido la fortuna de conocer personalmente tanto a ella como a algunas de las personas que vivieron aquel mundo en primera persona y a los que me gustaría mencionar: Virtudes Arcos y Manolo López, Enriqueta Gálvez y Ángel Castillo, Chris y Mary Tortosa, y Elisa Castellón que, aun procediendo su familia de Alhabia, también participó aquella migración. A todos ellos deseo agradecer la cordialidad y la generosidad con las que me han atendido, abriéndome sus recuerdos, sus álbumes de fotos, sus casas y sus corazones. Y a modo de tributo a todos ellos, para reflejar mi admiración y mi respeto, en la novela incluyo un personaje alhameño y algunas pinceladas relativas a aquella comunidad.

-¿Cuanto tiempo le ha llevado escribir este libro. Y me gustaría saber si una vez concluida la obra, el producto final es lo que siempre pensó que sería cuando solo era una idea en su cabeza.

-Dos años, contando con los procesos de documentación, escritura y corrección. Y sí, el resultado final se aproxima bastante a la idea genérica con la que arranqué.

-Curioso cuando hoy son muchos los inmigrantes que acuden a esta tierra, usted descubre las sensaciones que vivieron estos españoles, la mayoría andaluces que marcharon a Estados Unidos a buscar una vida mejor.

-Efectivamente, ahora somos un país de acogida igual que antes lo fuimos de salida, ojalá lo tuviéramos siempre presente para comportarnos de una forma más generosa y compasiva con los que viven entre nosotros buscando un futuro mejor. En aquel Nueva York hubo bastantes andaluces; además del Grupo Salmerón existió un Centro Andaluz en Brooklyn que incluso contaba con un teatro propio. Pero junto a ellos hubo también gallegos, asturianos, vascos, valencianos, cántabros, aragoneses, castellanos… Y aunque cada colectivo tenía su propio centro regional, existían también sociedades nacionales y un fuerte sentimiento de patria común.

-¿Considera que 'Las Hijas del Capitán' podría también llevarse al cine?

-Es demasiado pronto como para pensar en adaptaciones; lo que me interesa ahora es que la novela arranque el vuelo como lo que es, un trabajo literario. La acogida por parte de los lectores resulta ahora mismo mi única preocupación.

-Ahora le espera un tiempo largo de promoción y presentación de la novela. Imagino que su intención es presentarla en Almería.

-Por supuesto que sí, y además anticipo que será una presentación muy interesante y emotiva. Los múltiples viajes y compromisos pendientes no me permiten todavía fijar una fecha, pero antes o después allí estaré.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios