Festival de Teatro de El Ejido / Albert Boadella. Director de Els Joglars

“A una obra tuve que cambiarle el nombre porque se titulaba Ísimo”

  • El director de Els Joglars, Albert Boadella, explica en qué consiste su nueva creación, ‘La cena’, y recuerda tiempos más difíciles para hacer teatro como el franquismo

Comentarios 1

En ocasiones es necesario emplear el humor satírico para concienciar a la sociedad. Eso lo sabe el director de Els Joglars, Albert Boadella, que señala la hipocresía existente sobre este tema y recuerda algunos de los momentos que vivieron desde que se creó la compañía en 1961.

–¿Cómo surgió la compañía Els Joglars?

–El teatro que había a mi alrededor no me apetecía. Tuve la insensatez de empezar a hacer las representaciones que me gustaban.

–¿Qué es lo que no le gustaba?

–Nada me complacía. Elaboré mis propias recetas. Había un teatro muy convencional, muy silencioso frente al régimen de Franco. Tenía el deseo de decir alguna cosa más política.

–¿Por qué el nombre de Els Joglars?

–Por los juglares del siglo XI y XII que se ubicaban en la parte sur de Francia y Cataluña. Realizaban poemas, acrobacias y mimo.


–¿Y vuestros comienzos tenían que ver con el significado de los juglares?

–Empezamos haciendo mimo. Al principio, era más fácil pasar la censura porque no había texto.


–¿Cómo ha evolucionado sus espectáculos?

–Comenzamos sin una palabra. Con unas mayas y todo en silencio. Ahora hay más decorado, más texto. Es una evolución como un pintor que dibuja al carbón y luego lo realiza con colores.


–¿Cómo vivió Els Joglars la época de Franco?

–Lo que era el mundo del arte no era promocionado por el régimen. Estábamos bajo sospecha. Para una representación se necesitaban permisos administrativos. La parte positiva es que el espectador de antes estaba muy atento al mensaje que se podía ofrecer.

–¿Alguna vez tuvisteis un problema con la censura?

–A una obra tuve que cambiarle el título porque se llamaba Ísimo, dijeron que era una sátira del generalísimo y tenían razón.

–¿Por qué han elegido para representar una obra la sostenibilidad del planeta?

–Porque es un tema que está a nuestro alrededor y es desconocido para mucha gente. Hay una cierta hipocresía del tema.

–¿Por ejemplo?

–Al Gore, cuando firmó el protocolo de Kioto.

–¿Cómo se relata la historia?

–Lo llamo un cuento medioambiental porque está narrado como tal y porque también hay mucho cuento.

–¿Por qué hay cuento?

–Primero por la hipocresía y las imposturas políticas. Y porque puede ser un tema que se adopte como una nueva religión laica.

–¿Cómo conseguís hacer humor de algo tan serio?

–No hay nada tan serio y eficaz como el humor. Crea una distancia con el espectador y pone en ridículo la situación. Es una representación teatral, satírica y dura.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios