albox

El Consistorio transformará el edificio sindical en el nuevo corazón cultural

  • El alcalde rubricó ayer la compra de las instalaciones al Ministerio de Trabajo para convertirlo en museo con el legado de Bartolomé Marín

  • También será punto de encuentro de los mayores

Francisco Torrecillas tras firmar el acuerdo en Madrid, ayer. Francisco Torrecillas tras firmar el acuerdo en Madrid, ayer.

Francisco Torrecillas tras firmar el acuerdo en Madrid, ayer. / d. a.

El alcalde de Albox, Francisco Torrecillas, firmó en el mediodía de ayer en las instalaciones del Ministerio de Trabajo la adquisición del conocido como 'edificio sindical' situado en el núcleo urbano del municipio. La compra de estas amplias y céntricas instalaciones públicas acordada por el Ayuntamiento y el Gobierno de España permitirá que dentro de poco los albojenses cuenten con unas instalaciones que serán destinadas a su uso cultural y social por parte de los vecinos.

"Con esta firma hemos logrado, al fin, la adquisición de este importante edificio mediante una operación que ha resultado bastante beneficiosa para las arcas municipales pero sobre todo, desde el punto de vista cultural y social", ha explicado el alcalde, quien también ha agradecido "la colaboración mostrada por el Ministerio de Trabajo".

La Fundación Ibáñez Cosentino ha cedido el material del ilustre albojense

El edificio está situado en la calle Ramón y Cajal, una de las principales vías del municipio y albergará importantes contenidos de primer nivel artístico y cultural como el legado de Don Bartolomé Marín, cuya cesión fue acordada entre el alcalde y la Fundación Ibáñez-Cosentino así como una importante y única colección de esculturas de Don Quijote de la Mancha y una sala de exposiciones con patrominio de los Exploradores o Scouts, entre otros.

"La importancia de las obras artísticas y de los materiales que albergará el edificio está fuera de toda duda. Sin ir más lejos, el legado de Don Bartolomé Marín, un albojense ilustre y clave en la historia de la provincia de Almería en el siglo XX, tuvo que salir de nuestro municipio ante la falta de un espacio adecuado para la conservación de un legado de tal calibre. Finalmente hemos logrado que permanezca entre los albojenses", celebra el alcalde, que también subraya "la relevancia que todos comprobarán de las esculturas de El Quijote y el indudable valor del material Scout de diferentes épocas del siglo XX", además de "paliar la necesidad que tienen nuestros mayores de contar con un lugar donde reunirse en esta zona de nuestro municipio", ha concluido el alcalde.

Y es que además del aspecto cultural, estas instalaciones cumplirán una función social, ya que también harán las veces de Hogar para las Personas Mayores, donde podrán reunirse y disfrutar de su tiempo libre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios