Joaquín Araújo conquista en la UAL con su 'Ética Ecológica'

  • Lleno en la edición 73 de los Viernes Científicos de la Facultad de Ciencias Experimentales

Joaquín Araújo en la Universidad de Almería. Joaquín Araújo en la Universidad de Almería.

Joaquín Araújo en la Universidad de Almería. / d. a.

Su más ajustada autodefinición es 'campesino', ya que aseguró que es su principal actividad ante una abarrotada Sala de Grados del Aulario IV. La sede habitual de los Viernes Científicos se quedó pequeña ante el enorme interés que despertó una de las personas de mayor reconocimiento nacional en el ámbito del activismo ecologista. Joaquín Araújo ha traído su 'Ética Ecológica', de la que ha explicado que "se basa fundamentalmente en darle un poco más de sentido a la vida, y cuyo resumen absoluto es dar las gracias por lo que la naturaleza hace por nosotros".

Ante algo que supuestamente es "tan sencillo", la realidad que el pionero del periodismo ambiental en España ha descrito hace aparentar que no es así: "Está todo oculto, tergiversado por avalanchas de individualismo, de centripetismo, de antropocentrismo, y por lo tanto, hay que empezar a romper esa especie de muro en el que nos hemos enquistado a nosotros mismos para que se entienda que las soluciones de absolutamente todo lo que nos pasa a los seres humanos no están en nosotros, sino fuera de nosotros".

Es el único español en ganar dos veces el Premio Nacional de Medio Ambiente

Satisfecho de su presencia en la UAL, invitado por la Facultad de Ciencias Experimentales, Araújo se congratuló de que "la universidad participe de una iniciativa que puede ser considerada más o menos filosófica, con connotaciones incluso ideológicas, es perfecto y absolutamente imprescindible".

Y es que el ponente, único español en ganar dos veces el Premio Nacional de Medio Ambiente, lanzó la necesidad de "establecer muchas alianzas, porque son alianzas por la vida", en el sentido de que a la aportación de la universidad debe sumarse "los medios de comunicación, las prácticas personales y la militancia o el activismo ecológico, considerado básico". El compendio de ello es que "aquí no sobra nadie y faltan muchos", con la importancia de pronunciar una conferencia en el ámbito académico universitario: "Evidentemente nada habríamos avanzado de suficiente contundencia y peso sin el mundo de la investigación científica; no dejamos de ser los periodistas ambientales una suerte de trampolín de toda la información que se genera a través del conocimiento científico".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios