Costa

Las playas cambian las pasarelas de madera por hormigón antivandálico

  • El Ayuntamiento de Almería creará itinerarios peatonales accesibles permanentes todo el año

Las playas cambian las pasarelas de madera por hormigón antivandálico Las playas cambian las pasarelas de madera por hormigón antivandálico

Las playas cambian las pasarelas de madera por hormigón antivandálico

Las playas capitalinas dicen adiós a las típicas pasarelas de madera. Serán sustituidas por otras de hormigón que, entre otras bonanzas, no puede ser quemadas –ni tampoco queman–, pueden permanecer fijas durante todo el año sin el engorro de montar y desmontar, lo que conlleva ahorro a las arcas públicas por este servicio, y el material es empleado en su fabricación es antivandálico. Y estéticamente, su apariencia es la de la madera.

Son algunas de las características aportadas por el Ayuntamiento de Almería, que ha aprobado el expediente de contratación del suministro e instalación de pasarelas articulas de hormigón para las playas de Almería, con un presupuesto de 312.770 euros. La concejala de Economía y Contratación, María Vázquez, ha explicado que “esta contratación se enmarca dentro de las inversiones prevista para el desarrollo del Plan de Playas de este año y sigue a la licitación, hace ahora una semana, de los sistemas de balizamiento en las playas, con el objetivo de que todos los servicios necesarios para el disfrute de las playas de la capital por parte de los usuarios sea una realidad a partir del mes de mayo”.

Vázquez ha relatado que, de acuerdo con las pruebas realizadas el año pasado en diferentes playas del término municipal, con la instalación de pasarelas de caucho y hormigón, junto a las tradicionales de madera, se ha determinado finalmente la renovación de todos los itinerarios peatonales, practicables y accesibles, instalando pasarelas de hormigón articuladas.

El caucho también fue puesto a prueba el pasado verano El caucho también fue puesto a prueba el pasado verano

El caucho también fue puesto a prueba el pasado verano

“Una de las principales ventajas que tiene este sistema es su carácter permanente, ya que no es necesario retirar las mismas al término de la temporada estival”, ha explicado Vázquez, justificando también su instalación en que “son pasarelas más duraderas, no se astillan como las de madera y entendemos que el tipo de material evitará también actos vandálicos sobre las mismas. Además de con ellas mantener el acceso a las playas durante todo el año, son más accesibles para personas con movilidad reducida o carritos de bebé. A esto se une la reducción de costes en el mantenimiento”, ha concluido

El contrato que saca el Ayuntamiento a licitación incluye el suministro de 1.527 metros lineales de pasarelas de hormigón articuladas, antideslizantes y con aspecto similar a las de madera, de 1,50 metros de ancho, a los que se suma otros 175 metros lineales de pasarelas, en su caso con un ancho de 1,80 metros. Su instalación se realizará mediante piezas articuladas, unidas mediante un sencillo anclaje de metal.

Las pasarelas serán utilizadas para realizar itinerarios peatonales accesibles y practicables diseñando caminos desde los accesos a las playas, desde los paseos marítimos, desde las duchas y comunicándose con el resto de instalaciones de playa: zonas de sombra, zonas accesibles y aseos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios