Coronavirus Almería Alumnos con discapacidad visual graban cuentos para enviárselos a otros niños

  • Es una iniciativa para reforzar la actividad académica de los alumnos ciegos y contribuir así a llevar mejor los días de confinamiento en casa

Un alumno con discapacidad visual junto a la docente (archivo) Un alumno con discapacidad visual junto a la docente (archivo)

Un alumno con discapacidad visual junto a la docente (archivo)

Los profesionales del equipo de atención educativa de la ONCE en Almería han puesto en marcha una serie de iniciativas para reforzar la actividad académica de los alumnos ciegos y con discapacidad visual grave de la provincia y contribuir así a llevar mejor los días de confinamiento en casa.

Una de las que mejor acogida está teniendo entre el alumnado es la grabación en vídeo de los cuentos que realizan los estudiantes con discapacidad que luego comparten con el resto de escolares de los centros educativos donde estudian y que han denominado 'Cuentailusión', según ha indicado la ONCE en una nota.

Desde sus domicilios, los maestros de la ONCE se han adaptado a la situación que genera el estado de alarma generado por la expansión del coronavirus y gracias a las nuevas tecnologías siguen manteniendo el contacto directo con el alumnado ciego o con discapacidad visual grave, el profesorado y los tutores de sus centros educativos además de los especialistas y orientadores.

Atenciones individualizadas y reuniones con docentes

Así realizan atenciones individuales y reuniones con los profesores ayudándose de las nuevas tecnologías. "Las video llamadas son de una gran utilidad en estos momentos de confinamiento. De esta forma se sienten un poco más cerca de sus alumnos, profesores y familias", ha explicado la responsable de Servicios Sociales de la ONCE en Almería, Granada y Jaén, Margarita Martos.

Conscientes de que los estudiantes están muy bien atendidos desde sus centros, incluso pueden llegar a tener una gran carga académica, el equipo de maestros de la ONCE mantiene contactos periódicos con alumnos y familias para proponerles ideas, materiales, actividades, cuentos o películas infantiles que les ayuden a pasar este periodo de la forma más entretenida.

"A estos días de confinamiento, también hay que sacarles la parte positiva, potenciando la imaginación y creatividad de nuestros profesionales, aprovechando y aprendiendo a usar al máximo las nuevas tecnologías, compartiendo recursos y experiencias, y dando la oportunidad a las familias de aprender con sus hijos nuevas formas de afrontar las tareas diarias", ha subrayado la directora del Centro de Recursos Educativos de la ONCE en Sevilla, Eva Pérez.

180 alumnos ciegos en Almería

Desde este centro se coordina toda la atención educativa de los cerca de 1.800 alumnos ciegos o con discapacidad visual grave que hay en todos los niveles educativos en Andalucía. En concreto en Almería los profesionales de la ONCE han invitado a sus alumnos ciegos o con discapacidad visual grave a grabar vídeos en los que leen cuentos que envían a otros alumnos con discapacidad de otros centros educativos y distintas localidades de la provincia.

La iniciativa, denominada 'Cuentailusión', partió de Elisa Poyatos, que ha cumplido 29 años como maestra de la Organización. Pensó que los ejemplos de Mandarina, la popular cuentacuentos almeriense de Youtube, podrían servir de referencia práctica para motivar a sus alumnos y que fueran también protagonistas de sus lecturas.

La aventura arrancó con tres de ellos, dos niños de Almería, alumnos de Primaria de la 'Compañía de María' y 'Madre de la Luz', y otra niña de 'La Romanilla' de Roquetas de Mar. Los vídeos se publican los viernes en el blog de sus colegios para que tengan también un efecto integrador. En algunos, los protagonistas van acompañados de una marioneta, otros de muñecos, otros de más cuentos, mientras leen los textos que graban en vídeo sus padres a través del móvil.

"Queremos que se animen unos a otros a contar. A los padres les ha encantado la idea porque les llena bastante que confiemos en sus hijos", ha explicado Poyatos, que a su juicio, el efecto de esta iniciativa está "resultando positivo para todas las partes implicadas". "El beneficio es algo redondo, algo circular, tanto para los papás, por ese orgullo que vean que sus hijos en redes pueden hacer algo distinto a lo que hacen en clase", ha opinado.

En Almería, la ONCE atiende a un total de 180 alumnos ciegos y con discapacidad visual grave, a través de los 10 maestros y otros especialistas, tanto de la Junta de Andalucía como de la ONCE, que completan los equipos multiprofesionales que abarcan toda provincia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios