Almería

Aprenden a cultivar setas y a conservarlas

  • Bacares ha acogido durante el fin de semana las II Jornadas Micológicas 51 personas han participado en los talleres y en la degustación de las 'micotapas'

Aprender a diferenciar los distintos tipos de setas, a conservarlas para poder disfrutar de ellas durante todo el año, e incluso a cultivarlas, son algunos de los interesantes talleres que se han llevado a cabo en las II Jornadas Micológicas que se han celebrado en el municipio de Bacares, organizadas por el Ayuntamiento con la colaboración de la Diputación Provincial y de la Junta de Andalucía.

Han sido xx los participantes en esta segunda edición, que comenzó el sábado con una charla de iniciación a la micología y continuó con un extenso taller de identificación de ejemplares por claves dicotómicas. Y es que conocer y saber diferenciar los distintos tipos de setas que se pueden encontrar en nuestras sierras y en la provincia de Almería es básico para poder salir al campo con seguridad. Así, una vez impartidas las claves para saber qué setas son comestibles y cuáles hay que tener presentes por su alto riesgo de intoxicación, de gran interés fue el taller de conservación y micoherbarios, lo que ayudará a los participantes, si ponen en práctica sus conocimientos, a mantener durante todo el año los hongos que recojan para poder disfrutarlos en épocas en las que ya no se encuentran.

La mañana del domingo sirvió para poner en práctica a todos los participantes los conocimientos adquiridos el día anterior. Una ruta por las sierra para buscar setas hizo las delicias tanto de los profesores como de los alumnos, pues la belleza de los paisajes en esta época del año, los olores y la gama de colores que ofrece la naturaleza ya supone un auténtico espectáculo.

Al final de la ruta, lo que tocaba era poner sobre la mesa las cestas y empezar a sacar setas para clasificar, ver sus características y pasar a su identificación final.

Y cómo no, uno de los puntos del orden del día más esperados era el poder disfrutar de exquisitos platos, las denominadas micotapas, elaborados con el ingrediente estrella de estas jornadas. Las setas guisadas de diferentes formas eran la base del menú degustación que ofreció el Hotel Restaurante Las Fuentes de Bacares.

Para la sobremesa, otro interesante taller que atrajo la atención no solo de los participantes en las jornadas (que tenían plazas limitadas) sino también de muchos vecinos del pueblo que quisieron conocer las técnicas para cultivar este preciado alimento del que únicamente se puede disfrutar de forma natural en su época y si hay suerte de que haya llovido los suficiente.

Durante las jornadas se informó a los participantes sobre la normativa establecida por la Junta de Andalucía. La Delegación Territorial de Medio Ambiente autoriza la recogida de pequeñas cantidades de setas en los terrenos forestales de la provincia de Almería, cantidad que en ningún caso podrá exceder de cinco kilos por persona y día, y siempre que las setas sean para autoconsumo. Para esta actividad micológica no es necesario solicitar ninguna autorización a la Delegación Territorial. Así se recoge en una resolución firmada por el delegado territorial, Antonio Martínez, en la que se precisa que la recogida no conllevará alteración de la capa superficial del suelo. Por tanto, se prohibe expresamente el empleo de herramientas como rastrillos, escardillas, azadas u otros utensilios que remuevan el mantillo del suelo produciendo daños en el micelio de los hongos, lo que puede impedir la aparición de nuevos ejemplares en el futuro.

Tampoco se permite la recolección de setas inmaduras, por lo que deberán respetarse las no comestibles, las que no se conozcan o no vayan a recolectarse por estar en mal estado o pasadas, ya que todas ellas desempeñan una función ecológica muy útil. En la resolución se precisa también la prohibición de recoger setas en horas sin luz y, por tanto, no está permitido el empleo de linternas ni otras fuentes de luz artificial. Para el depósito de las setas, se utilizarán cestas u otros elementos de transporte que permitan la aireación y dispersión de las esporas.

El delegado de Medio Ambiente, Antonio Martínez, destaca que "los aprovechamientos de los recursos micológicos son un incentivo para incrementar la actividad en los pueblos de interior, como un complemento de las rentas de los habitantes de estas zonas". Y es que, la recogida de setas en la provincia de Almería se ha convertido en una actividad que ha despertado un interés creciente tanto entre los habitantes de la provincia como de otras zonas de España, hecho por el que la Junta de Andalucía ha decidido regular esta actividad, de manera que se eviten episodios de recogida incontrolada y abusiva que pueda ocasionar daños al medio ambiente, y en particular las poblaciones de setas. De esta manera queda garantizada su persistencia y capacidad de regeneración y se mantiene en un estado favorable el medio ambiente en general, según explicaron desde la Junta de Andalucía.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios