DIARIO DE ALMERÍA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

CORONAVIRUS ALMERÍA El Ayuntamiento retoma las bodas en sus dependencias tras suspender 20 enlaces por la pandemia

  • Cerca de 20 enlaces programados entre marzo, abril y mayo se vieron suspendidos por la pandemia

El edil socialista Antonio Ruano oficializó la última boda antes de la pandemia y se encargará también de la primera El edil socialista Antonio Ruano oficializó la última boda antes de la pandemia y se encargará también de la primera

El edil socialista Antonio Ruano oficializó la última boda antes de la pandemia y se encargará también de la primera

El Ayuntamiento de Almería va a retomar este mes la celebración de bodas en sus dependencias después de que unos 20 enlaces programados entre marzo, abril y mayo se vieran suspendidos a causa de la pandemia, lo que ha obligado a los contrayentes a buscar nuevas fechas, especialmente entre finales de agosto y el año próximo.
La última boda que se celebró en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Almería tuvo lugar el pasado 14 de marzo y fue oficiada por el concejal socialista Antonio Ruano, quien curiosamente oficiará la primera de las dos que se celebran este mes de mayo tras la entrada de las primeras medidas de desescalada.
"El 14 de marzo hizo una (el concejal) Carlos Sánchez, después yo hice otra y ya cerramos el ayuntamiento", indicaba a Europa Press el edil socialista, quien recordaba que durante la fase 1 la celebración de bodas se realizan con el menor número de intervinientes posible, por lo que el próximo enlace "solo se podrá hacer con los contrayentes, los dos testigos y el fotógrafo", además de él mismo.
Ruano detallaba que, en su caso, tenía previsto celebrar dos bodas que estaban señaladas en las fechas del confinamiento, por lo que estas se han tenido que aplazar y se celebrarán a partir de finales de agosto. "En el año tengo otras ocho", explicaba antes de recordar que la normativa exige cumplir con las medidas de seguridad e higiene establecidas.
"La obligación está ahí, con lo cual, yo me voy a llevar mi mascarilla", apuntaba el concejal, quien en este sentido estará a expensas de lo que marque el área de protocolo para saber si es posible retirarse la mascarilla en el momento oficiar la boda, si bien la normativa marca su uso en los "espacios cerrados de uso público", según recordaba él mismo.
Estas medidas se verán aliviadas a partir de la fase 2 en algunos aspectos, como en el número de asistentes. Según la orden ministerial publicada en el BOE el pasado 16 de mayo, el número de personas que pueden acudir a las ceremonias nupciales, no puede superar el 50 por ciento del aforo de las instalaciones cerradas hasta un máximo de 50 personas y, en caso de ser en un lugar al aire libre, esta cifra no debe ser mayor de 100.
Asimismo, durante la celebración de la boda será obligatorio cumplir con las medidas de higiene de manos y mantenimiento de la distancia social. Las celebraciones que puedan llevarse a cabo tras la ceremonia nupcial deben seguir las normas de seguridad establecidas para los establecimientos de hostelería y restauración.
Ruano se mostraba agradecido de haber sido elegido para oficiar este enlace y ha expresado su "cariño" hacia la pareja. "Estamos también para esto, cuando somos concejales, para prestar un servicio a la gente y no podemos decirles que no, sobre todo cuando te tienen esa confianza. Lo hago con todo el gusto", aseguraba.  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios