Almería

La Brigada de La Legión conmemora en Almería el día de la patrona de Infantería

  • El general Marcos Llago preside la parada militar y un solemne acto limitado por la prevención del coronavirus con motivo de la Inmaculada Concepción en la base de Viator

La Brigada de La Legión conmemora el día de la patrona de Infantería en Almería La Brigada de La Legión conmemora el día de la patrona de Infantería en Almería

La Brigada de La Legión conmemora el día de la patrona de Infantería en Almería

La Base Militar Álvarez de Sotomayor, sede de la Brigada de La Legión en Viator, acogió este martes una parada militar con motivo de la celebración del día de la Inmaculada Concepción, Patrona del Arma de Infantería, del Estado Mayor, del Cuerpo Jurídico Militar y de los capellanes castrenses. El Jefe de la Brigada de La Legión, general de brigada D. Marcos Llago Navarro, presidió la parada militar.

Por las medidas sanitarias que se encuentra en vigor, se formó una compañía de honores con distancia de seguridad en el marco de un solemne acto reducido a la siguiente secuencia: Revista de la autoridad que presidió el acto, alocución del Jefe del Tercio «Don Juan de Austria» 3º de La Legión, coronel D. Pablo Gómez Lera, honores a los que dieron su vida por España, himnos del legionario e Infantería, realizándose a continuación la despedida de la Bandera y el desfile a pie.

Los legionarios son herederos históricos de los soldados que componían los Tercios Españoles de los siglos XVI y XVII, considerados entonces como la mejor infantería del mundo, una infantería compuesta, como lo es La Legión, por españoles y extranjeros persiguiendo un mismo fin: la grandeza de España.

Antecedentes históricos

La protección de la Inmaculada Concepción como Patrona del Arma de Infantería viene ya de muy antiguo y nace de un hecho acaecido en el siglo XVI, en la guerra que los Tercios Españoles de Flandes mantenían en los Países Bajos. En la pequeña población de Empel, los infantes españoles resistían heroicamente las acometidas de los infantes holandeses, cuando un soldado al excavar una trinchera encontró una imagen de la Inmaculada, tal hallazgo sembró un gran revuelo y fue interpretado como un feliz augurio, contribuyendo a elevar la moral de las tropas, y a salir airoso del asedio al que estaban sometidos. A la protección de la Inmaculada le atribuyen la salvación y la victoria. Allí mismo se le proclama Patrona de los Tercios de Flandes y se funda la Cofradía de los Soldados de la Virgen Inmaculada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios