Almería

Canciones, melodías, ritmos y sus beneficios en el Alzheimer

  • El complejo José Bueno es pionero en la provincia en emplear la musicoterapia para el tratamiento de la enfermedad del olvido

Una de las usuarias del Complejo José Bueno durante la terapia. Una de las usuarias del Complejo José Bueno durante la terapia.

Una de las usuarias del Complejo José Bueno durante la terapia. / D.A.

El Centro de Día José Bueno, destinado a atender a personas que sufren de Alzheimer, situado en la Carretera del Mamí a Viator, descubrió hace poco más de un año los beneficios de la musicoterapia. Su programa, que incluye varias sesiones semanales, ha convertido al centro en el primero de la provincia en incluir este servicio. Para llevar a cabo estos talleres ha contado con la ayuda del Centro de Musicoterapia de Almería a través de su directora y musicoterapeuta, María Victoria Fernández. Con motivo del Día Internacional del Alzheimer, celebrado este 21 de septiembre, su homóloga en el Centro José Bueno, Esther Fernández, ha explicado que "contábamos en plantilla con otros terapeutas, pero buscábamos un profesional que pudiera impartir musicoterapia en nuestro centro y contactamos con María Victoria para solventar esas carencias". Desde que la musicoterapeuta comenzase sus sesiones, todo ha ido a más. "Cuando empezó fuimos poco a poco para que los usuarios fueran adaptándose. Todo fue tan bien que incluso hemos aumentado el número de horas", ha afirmado Esther Fernández. Las sesiones de musicoterapia ayudan a los enfermos de Alzheimer. "Desgraciadamente, esta enfermedad no se puede curar, sino que a lo máximo que aspiramos es a ralentizarla. Sensorialmente estos talleres ayudan mucho a los usuarios, ya que les evocan recuerdos del pasado gracias a que se realizan con canciones de su juventud. Además, María Victoria los trata de forma individual". Los grupos son reducidos con el fin de facilitar el proceso. María Victoria Fernández ha reconocido que "estamos muy contentos con esta colaboración que nos permite ayudar a los usuarios del centro de Alzheimer, mejorar su bienestar y activar su memoria a través de la música. Es muy gratificante ver sus sonrisas cuando se descubren capaces de tocar instrumentos, recordar algunas frases de una canción o marcar su proprio ritmo. Es fantástico comprobar que estas sesiones dan resultado". "Los usuarios están encantados con María Victoria. Hemos tenido mucha suerte con ella", concluye Esther Fernández.

Canciones, melodías y ritmos que sirven para despertar cada historia sonora, y devolver las emociones sentidas. Porque la música sigue resonando más allá del olvido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios