Almería

Consejos para evitar caer en las garras de los "malos" que siempre están al acecho

  • Cambiar la rutina y los horarios o dejar la cantidad justa de fitosanitarios son parte de la fórmula

Un agente del equipo ROCA junto al coche de la Guardia Civil. Un agente del equipo ROCA junto al coche de la Guardia Civil.

Un agente del equipo ROCA junto al coche de la Guardia Civil. / G.C.

Aunque el equipo ROCA vela por la seguridad de los agricultores y evitar que sean víctimas de los "malos" y no tan sólo se encargan de resolver los casos ya producidos, la prevención por parte de los productores también es fundamental. Los entrevistados recomiendan que se refuercen puertas y ventanas, pero también cambiar las rutinas y evitar entrar y salir siempre a la misma hora. Si ya ha finalizado el trabajo, dar una vuelta espontánea por la explotación puede ser muy productiva. También es bueno que en los almacenes haya la cantidad justa de fitosanitarios y que éstos estén abiertos porque así será más difícil que los roben y en el caso de que lo hagan la pérdida será menor. Por supuesto, es preciso fijarse cuando se descargan productos y materiales que nadie esté al acecho, puesto que los amigos de lo ajeno realizan rondas de vigilancia en los alrededores de las instalaciones de sus objetivos antes de llevar a cabo sus asaltos. Asimismo, cualquier vehículo extraño en la zona puede ser un indicativo de que alguien está pendiente de lo que ocurre en la finca de turno.

Los miembros del equipo ROCA de Níjar apuntan además que desde hace tiempo y ante el incremento de robos de fitosanitarios, comenzaron a realizar inspecciones en almacenes de empresas dedicadas al suministro para tratar de eliminar posibles delitos de receptación. Y es que si no hay cliente, no habrá quien lo robe y en este caso se trata de compuestos con un precio elevado que incluso a la mitad de su coste dejan un beneficio interesante al caco. Así que de forma aleatoria o en casos concretos en los que haya sospechas, estos guardias civiles se trasladan a las mercantiles y solicitan toda la documentación. Es más, si alguna irregularidad detectada se sale de su campo de actuación, es comunicada al Seprona o la Policía Judicial. Nada queda sin castigo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios