Cambio de ordenanza

La Feria tendrá cuatro horas sin luz y música para los niños con autismo

  • El Ayuntamiento ordenará a los feriantes desconectar equipos de sonido e iluminación que pueden provocar impacto sensorial

María Vázquez, portavoz del equipo de gobierno María Vázquez, portavoz del equipo de gobierno

María Vázquez, portavoz del equipo de gobierno

El Ayuntamiento de Almería ha aprobado inicialmente, en Junta de Gobierno Local extraordinaria, el proyecto de modificación de la Ordenanza Reguladora de la Feria y Fiestas de Almería, propuesta que incluye en la misma el establecimiento de cuatro horas sin ruidos o luces durante la celebración de la feria para favorecer a los niños con autismo y síndrome de Asperger.

De esta manera, se viene a dar cumplimiento a la moción presentada por el Grupo Municipal Popular y aprobada, con carácter institucional, por el Pleno de la Corporación el pasado 1 de abril. Con esta iniciativa, en respuesta a las peticiones de diferentes colectivos y asociaciones que trabajan en apoyo de las personas que padecen TEA y Asperger, se pretende el establecimiento de cuatro horas sin ruidos, alto volumen o luces en la Feria de Almería para favorecer la inclusión y el disfrute de los niños y las niñas con trastornos del espectro autista (T.E.A.) y Síndrome de Asperger.

La propuesta de acuerdo de la Junta de Gobierno Local que modifica la Ordenanza, que ahora tendrá que ser elevada a Pleno para su aprobación, incluye un nuevo párrafo al artículo 27, punto dos de la misma con el siguiente texto literal:

“El Ayuntamiento podrá asimismo exigir, en uno o varios días del periodo de Feria a elección municipal, que las atracciones, puestos y cualesquiera establecimientos del Recinto Ferial u otros emplazamientos festivos desconecten durante cuatro horas consecutivas los aparatos de sonido e iluminación que pueden provocar impacto sensorial en personas dentro del espectro autista o cualquier otro colectivo susceptible de ser perjudicado”.

La portavoz del equipo de gobierno, María del Mar Vázquez, ha explicado que con esta iniciativa el Ayuntamiento y la ciudad de Almería vienen a sumarse a una tendencia extendida ya en otras ciudades andaluzas estableciendo un horario “silencioso”, sin música ni ruido, en las ferias. “De esta forma, los menores que sufren TEA o síndrome de Aspergen podrán disfrutar, como cualquier otro niño, de las atracciones o del ambiente que rodea este tipo de celebraciones”, ha subrayado Vázquez, reconociendo que éste es un paso más en el objetivo de hacer de Almería una ciudad “inclusiva”.

Del mismo modo, ha expresado la voluntad del alcalde y del equipo de gobierno de extender esta propuesta también a otros grandes eventos que se celebran en la ciudad, como la Navidad, haciendo accesibles estas actividades a las familias con niños y niñas o incluso adultos con síndrome de Asperger o Trastorno del Espectro Autista, para que puedan disfrutar con tranquilidad”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios