Almería

Interior aprueba 43.000 euros para sufragar los daños del alud de tierras

  • El desprendimiento afectó a 21 casas el 5 de agosto lo que provocó su desalojo

La Dirección General de Protección Civil y Emergencias, dependiente del Ministerio del Interior, ha aprobado una partida de 42.920 euros para sufragar el coste de las obras de emergencia ejecutadas por el Ayuntamiento de Albanchez para contener el avance de un talud cuyo desplome sobre una veintena de viviendas obligó en agosto al desalojo de alrededor de 60 vecinos y a cortar el tráfico rodado en uno de los principales accesos al municipio.

La concesión de la ayuda, según informó ayer el organismo en un comunicado, cubre la "totalidad" del importe económico derivado del empleo de maquinaria y medios especiales para "solucionar el problema" si bien el alcalde, Francisco Martínez cifró el desembolso por la actuación global en alrededor de 600.000 euros frente a un presupuesto municipal que no excede del millón de euros.

Aunque la mayoría de los propietarios de los inmuebles sobre los que se desplomó el 5 de agosto un alud de hasta 20.000 metros cúbicos de tierra residen habitualmente en Madrid y Barcelona, una treintena de vecinos permanecieron más de un mes realojados con familiares y amigos a la espera de que fuera seguro volver a sus casas, algunas de las cuales presentaban grietas en sus tabiques interiores a consecuencia del corrimiento.

Una red de cables anclada sobre una malla de alambre galvanizado ubicada a una altura de seis metros y la construcción de una pantalla sobre el muro de hormigón en el que se asientan las 21 viviendas desalojadas fue la solución "a corto plazo aunque también se acometieron reformas en los sistemas de recogida y evacuación de aguas pluviales de los inmuebles para paliar el proceso de degradación del talud y preservar, por tanto, su integridad y estabilidad".

El alud pudo tener su origen en un pequeño movimiento sísmico y obligó al corte de la circulación en una carretera secundaria comarcal que transcurre por el término municipal tras caer sobre la calzada cascotes de roca de hasta cinco toneladas y restos forestales de pinos arrastrados por el deslizamiento de tierra.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios