Almería

Objetivo, acabar con el botellón y la inseguridad en Rambla Belén

  • El Ayuntamiento ha dado orden a la Policía Local de intensificar la vigilancia en la zona

La intensificación de la vigilancia y de la limpieza persigue evitar que vuelvan a aparecer imágenes semejantes. La intensificación de la vigilancia y de la limpieza persigue evitar que vuelvan a aparecer imágenes semejantes.

La intensificación de la vigilancia y de la limpieza persigue evitar que vuelvan a aparecer imágenes semejantes. / r.g.

El Ayuntamiento de Almería ha dado orden a la Policía Local de intensificar las patrullas de vigilancia en Rambla Belén, con el objetivo de erradicar los botellones que se vienen celebrando con asiduidad en el pequeño parque infantil situado en este tramo de recreo.

Próximo a institutos, la zona viene compartiendo en los últimos meses los juegos de los niños con el consumo de alcohol y porros, dejando tras de sí botellas esparcidas por el suelo, muretes y elementos del mobiliario urbano. Las quejas de los padres usuarios, publicadas hace escasos días en este periódico, han sido atendidas por el área de Movilidad y Seguridad, cuyo responsable, el concejal Manuel Guzmán, ha trasladado la situación a la Jefatura, dando las oportunas instrucciones para poder disuadir a los jóvenes consumidores mediante la presencia policial.

El área de Servicios Municipales procede a la reparación de las fuentes averiadas

Desde el área de Servicios Municipales, bajo cuya competencia se encuentran las tareas de limpieza y el mantenimiento de fuentes y zonas verdes, de igual modo se han hecho consultas a las empresas concesionarias. El responsable de este departamento, el concejal Juan José Alonso, asegura que las cuadrillas de la limpieza acuden de forma periódica a este tramo de la Rambla, habiendo dado, no obstante, las indicaciones para proceder a la retira de los residuos que pudieran seguir acumulados.

Otro elemento de peligro para los niños lo entraña las fuentes averiadas con piezas punzantes y oxidadas. La empresa concesionaria está reparando la fuente Riachuelo (frente al Mercado de Los Ángeles), parada por un fallo del motor. En las tres últimas fuentes circulares del tramo hasta la rotonda, los operarios están realizando tareas de limpieza, pegado de losas de mármol sueltas y pintando los aliviaderos.

Pendientes de reparación, hay otras cinco fuentes, tras la situada en la rotonda de Ballesol, pendientes de reparación. Según ha detallado Alonso, se encuentran paradas por falta de potencia del contador que comparte este conjunto.

Desde la Concejalía de Servicios Municipales, se han llevado a cabo otras actuaciones de mantenimiento como el arreglo de uno de los muretes que sirven de asiento (con una inversión cercana a los 19.000 euros), el trasplante de arbolado (2.200 euros), o el cegado de 11 alcorques vacíos y sin posibilidad de plantación (2.345 euros).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios