Terrorismo

Prisión para los tres yihadistas detenidos en la calle Cádiz

Abdel-Majed Abdel Bary, yihadista detenido. Abdel-Majed Abdel Bary, yihadista detenido.

Abdel-Majed Abdel Bary, yihadista detenido.

La Audiencia Nacional no ha dudado y ha decretado el ingreso en prisión de Abdel Majed Abdel Bary, tras el arresto este domingo del que es clasificado como uno de los terroristas del Dáesh más buscados de Europa junto a otros dos hombres que lo habrían acompañado durante el trayecto, que también entran en la cárcel por orden judicial.

Así lo ha confirmado esta tarde la Comisaría Provincial de Almería. Aún se desconoce si los dos compañeros de Abdel Majed Abdel Bary son terroristas retornados de Siria, pero los tres se encontraban en un piso de la calle Cádiz, a escasa distancia de la Puerta de Purchena, de la capital almeriense. Abdel-Majed Abdel Bary, el principal arrestado es además el primero de estos terroristas que llega en patera, una lancha rápida, a la costas almerienses.

Abdel Majed Abdel Bary, es un presunto yihadista británico que viajó a Siria para unirse a las filas del Dáesh. Según la agencia AP, creció en Londres para convertirse en un rapero conocido como “Lyricist Jinn” y “L Jinny”. AP cita a "dos fuentes cercanas a la investigación" para identificar al yihadista detenido este domingo en la capital almeriense.

La Policía detiene en Almería al terrorista de DAESH más buscado en Europa

Un hombre que dejó la música poco después de que su padre, Adel Abdel Bari, fuese extraditado en 2012 a Estados Unidos, donde fue juzgado por los bombardeos de las embajadas estadounidenses en Kenia y Tanzania. Unos atentados en los que fueron asesinadas 224 personas y que le costaron una pena de 25 años de prisión al progenitor de Abdel Majed Abdel Bary.

En la actualidad tiene 29 años y según la agencia de noticias estadounidense, su "radicalización" estuvo provocada por la extradición de su padre. En una publicación de 2013 que aún se puede ver en lo que parecía ser su cuenta de Facebook, el ahora detenido dejó un mensaje para sus seguidores: "He dejado todo por el bien de Allah". Un año después, en agosto de 2014, se publicó en Twitter una foto de él con la cabeza cortada de un hombre.

Según ha informado la Policía Nacional, los tres detenidos residían en un piso de alquiler y apenas salía a la calle, siempre con una mascarilla para evitar ser reconocido. Algo especialmente fácil en la actualidad, cuando prácticamente todos los vecinos de la ciudad lucen uno de estos objetos en sus caras para protegerse ante posibles contagios en medio de la crisis sanitaria de la COVID-19.

El detenido, de nacionalidad egipcia, habría entrado recientemente en España de forma irregular y está considerado uno de los terroristas más buscados en Europa, tanto por su trayectoria criminal en las filas de Dáesh como por su alta peligrosidad.

La Policía detiene en Almería al terrorista de DAESH más buscado en Europa La Policía detiene en Almería al terrorista de DAESH más buscado en Europa

La Policía detiene en Almería al terrorista de DAESH más buscado en Europa / D.A. (Almería)

La Policía subraya que esta “importante” operación se ha desarrollado dentro de la cooperación internacional y en colaboración con el Centro Nacional de Inteligencia”, bajo la supervisión del Juzgado Central de Instrucción número 3 y la coordinación de la Fiscalía de la Audiencia Nacional.

Los agentes investigan la relación de estos dos detenidos con el terrorista egipcio, que está incluido entre los denominados internacionalmente Foreign Terrorist Fighters (FTT) más buscados de Europa.

La Policía, que considera aún abierta la investigación, ha registrado el apartamento donde los tres detenidos se ocultaban en la ciudad andaluza y está analizando si todos ellos son combatientes retornados o si estas dos personas pudieran estar ofreciendo al terrorista seguridad y apoyo logístico para la entrada en Europa.

La investigación se desarrolló cuando los agentes trabajaban sobre la posibilidad de que este terrorista tuviese la intención de retornar a Europa a través de España, por lo que se activaron diversas líneas de investigación para averiguar su posible llegada clandestina al país y localizar el lugar escogido para ocultarse.

Tras una “compleja” investigación, se logró determinar las circunstancias de su llegada a las costas almerienses, así como sus movimientos posteriores, hasta lograr finalmente su localización y detención. Los arrestados adoptaron férreas medidas de seguridad, tanto en su viaje desde el norte de África hacia España como en los movimientos que realizaron en Almería, añade la policía.

Los detenidos, ya en España, adaptaron sus comportamientos a la situación del estado de alarma como consecuencia de la pandemia del COVID-19, y hacían escasas salidas, por separado, y siempre con mascarillas para evitar ser detectados.

La operación se incluye en la estrategia de la Policía Nacional dirigida a la detección y neutralización del posible retorno a nuestro país de terroristas procedentes de zonas de conflicto.

El detenido llevaba varios años en la zona de conflicto sirio-iraquí y presenta tanto unos rasgos de personalidad muy peculiares como un perfil criminal extremadamente violento, que llamaron la atención de los servicios policiales y de inteligencia europeos.

Parte de su trayectoria en el Dáesh o Estado Islámico ha quedado evidenciada en diversos medios audiovisuales y de prensa escrita, que han publicado diferentes aspectos de su actividad dentro de la organización terrorista, mostrando imágenes, algunas de extrema crudeza, sobre sus crímenes en zona de conflicto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios