Infraestructuras

El Subdelegado del Gobierno pone fecha al final de las obras del soterramiento en El Puche: septiembre

  • Manuel de la Fuente explica que aún no se ha determinado si el AVE llegará soterrado a la nueva estación que quiere el Ayuntamiento

Manuel de la Fuente Manuel de la Fuente

Manuel de la Fuente

El subdelegado de Gobierno en Almería, Manuel de la Fuente, ha indicado que las obras de integración ferroviaria del paso a nivel de El Puche, por las que se mantiene cortado el tráfico ferroviario hasta la capital desde noviembre de 2018, podrían estar finalizadas después del verano toda vez que la actuación para ubicar un intercambiador en Granada, lo que agilizaría los trayectos entre Almería y Madrid, acabarán "entre septiembre y octubre", esto es, en torno a tres meses después de lo esperado tras la última previsión que apuntaba a mayo.

Así lo ha manifestado en un encuentro con periodistas en el que ha explicado algunas de las actuaciones en materia de movilidad ferroviaria que afectan a la provincia y la capital almeriense, para la que ya se trabaja en el anteproyecto de la segunda fase de integración de la Alta Velocidad.

En este sentido, y a la espera de la reunión de la sociedad Almería Alta Velocidad (AAV) en marzo, aún no se ha determinado si se optará por la alternativa que conlleva el "soterramiento y construcción de una nueva estación", que es la esperada por el Ayuntamiento de Almería, o por una solución "sin soterramiento".

Mientras, continúan los trabajos para soterrar las vías del tren a su paso por El Puche, para lo que, según ha recordado, fue preciso realizar una modificación técnica sobre 200 metros ampliados. De la Fuente ha indicado que las obras van a tener continuidad hacia el tramo del Río Andarax, que también sufrieron un modificado de proyecto, de forma que entre ambas actuación el presupuesto se ha incrementado "en un millón de euros".

En cuanto al intercambiador del ancho de vía en Granada, el subdelegado ha asegurado que la obra está "muy avanzada" aunque "pendiente todavía de completar los suministros de materiales" por lo que su finalización se retrasará. "Inmediatamente que se termine, se tiene que poner en manos de la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria, que es la que tiene que hacer las pruebas de instalación y finalmente autorizar la puesta en servicio", ha añadido.

De la Fuente ha indicado que este aspecto va a coincidir con la liberación de trenes híbridos que "están en la zona de Galicia" y que se encuentran "hipotecados entre comillas" para que, con ellos, se puedan programa cuatro trayectos de ida y vuelta a lo largo del día cuando entren en funcionamiento. 

Preguntado por los cambios en la conectividad de Almería con Sevilla tras perder la conexión directa mediante la reordenación del tráfico ferroviario en la región, que además ha incrementado el precio del trayecto en un 30 por ciento mediante el trasbordo en Granada, el subdelegado ha recordado la célebre frase "siempre negativo, nunca positivo" del exentrenador del FC Barcelona Louis Van Gaal.

"Creo que todo en la vida tiene dos maneras de enfocarse, uno viendo lo que son los aspectos positivos y la mejora y otro poniendo la lupa sistemáticamente en la carencias", ha añadido De la Fuente, quien tras esta reflexión ha pasado a valorar las actuaciones realizadas desde junio de 2018 para la consecución de la línea de Alta Velocidad entre Almería y Murcia con la adjudicación de tramos.

Así,  según recoge Europa Press, ha insistido en que todos los tramos está "adjudicados a excepción de Lorca-Pulpí, que está pendiente de terminar la definición de la conexión de la variante", por lo que se han dado "avances importantísimos". "Zamora no se conquistó en una hora", ha apostillado el subdelegado, quien ha recalcado que las empresas "tiene sus actas de replanteo" y que, a partir de ahí, computan los plazos de ejecución que van de 30 meses para el tramo Pulpí-Vera o 32 meses para los tramos Los Arejos-Níjar o Níjar-Río Andarax.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios