Almería

Las médicas del Hospital de Poniente tienen un mes menos de lactancia que las del SAS

El Sindicato Médico de Almería (Simeal), integrado en el Sindicato Médico Andaluz (SMA), denuncia el trato discriminatorio que sufren las médicas contratadas del Hospital de Poniente y el Hospital del Toyo respecto a sus colegas del Servicio Andaluz de Salud (SAS) en lo que se refiere a permisos y licencias, y especialmente en aquellos relacionados con la lactancia y el bienestar de sus hijos e hijas.

La Agencia Pública Sanitaria Hospital de Poniente y el SAS forman parte del mismo Sistema Sanitario Público Andaluz y la primera está adscrita funcionalmente al SAS desde finales del 2013.

Denuncian que optan a cuatro semanas menos para atender a sus recién nacidos tras el parto en comparación con las médicas del SAS. Esto hace que las afectadas por esta discriminación tengan mayores dificultades para conciliar su vida laboral con la familiar, por lo que piden a los responsables de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía que se les equipare a sus colegas del SAS.

Las médicas almerienses, especialmente las que trabajan en áreas como Urgencias, UCI, Ginecología, Traumatología, Cirugía, Pediatría u Anestesia, donde realizan guardias obligatorias de hasta 24 horas, encuentran grandes dificultades para la conciliación en su vida laboral y familiar y se ven obligadas a retirar la lactancia materna a sus hijos con apenas 5 meses, así como a darse de baja por enfermedad cuando están embarazadas por no poder desempeñar su trabajo con garantías de seguridad para su salud y el embarazo.

Critican, además, el trato discriminatorio que supone no poder faltar ni un solo día al trabajo sea por enfermedad propia o de sus hijos, debido a la fuerte penalización salarial, cosa que no les sucede a los empleados del SAS que pueden ausentarse hasta 4 días sin justificación ni penalización.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios