Arqueología Subacuática

Localizan el primer barco que Drake hundió en Cádiz en el fatídico ataque de 1587

  • Se trata del Delta 2, el pecio hallado en las obras de la nueva terminal de contenedores cuya carga se presentó en el CAS en 2012

Parte de la carga del Delta 1 y 2, presentado en 2012 en el CAS. Parte de la carga del Delta 1 y 2, presentado en 2012 en el CAS.

Parte de la carga del Delta 1 y 2, presentado en 2012 en el CAS. / Lourdes de Vicente

Comentarios 2

Cuando Felipe II estaba armando su flota en las costas gaditanas para atacar Inglaterra, el temido corsario Francis Drake recibió la orden de Isabel I de Inglaterra de atacar en Cádiz. En abril de 1587 este mercenario emprendió esta expedición sobre la ciudad, en cuya bahía entró maliciosamente con bandera francesa y flamenca, que rápidamente cambió para aniquilar a aquella armada. Abrió fuego y hundió una veintena de navíos -según fuentes nacionales pues según las inglesas contaban 33-, y el primero en caer fue el denominado San Jorge y San Telmo, nada menos que el denominado Delta 2 que fue localizado en las obras de la nueva terminal de contenedores del puerto de Cádiz, que lleva a cabo la Autoridad Portuaria, tal y como adelantó esta mañana la Cadena Ser.

Milagros Alzaga García, técnico del Centro de Arqueología Subacuático (CAS), continuó la investigación al hilo de sus tesis junto a los investigadores de la empresa Tanit -Mercedes Gallardo y José Manuel Higueras-, Genoveva Enríquez y los italianos Fabrizio Ciacchella y Renato Gianni. Juntos han logrado la difícil proeza de bautizar a aquel pecio, cuya flamante carga se presentó en 2012 junto a la del Delta 1 en las instalaciones del CAS por parte de la Junta de Andalucía y Autoridad Portuaria, y que ahora se sabe que pertenece a la primera embarcación genovesa hundida cargada con esas grandes riquezas que recogían las fuentes documentales. Un barco que atacó para defenderse, como también ha podido comprobar este equipo de investigación hispano italiano, "como puede verse en uno de los dos cañones en uso que no tenía bala, algo que no era usual pues estaban preparados ante un posible ataque".

Concretamente se trataba del San Jorge y San Telmo, propiedad de la familia Vasallo, un buque mercante con carga de Andalucía y de América que iba de regreso a Italia, cuyo nombre localizaron buceando en una obra de cinco tomos que atesora el Archivo de Simancas: La batalla del mar, al que llegaron tras estudiar todo sobre la estructura de este navío con 24 metros de eslora y 8 de manga y su famosa carga a base de cañones, cochinilla, mucho cuero, botijas con alimento, cajas de madera con frutos, barriles con grana, madera tropical, restos óseos... etc.

Actulamente "se están terminando de estabilizar en el CAS dos de los siete cañones que se encontraron en el pecio", mientras que el resto está depositado en Museo de Cádiz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios