CD MIRANDÉS 2-2 UD ALMERÍA | La Crónica El Almería se deja empatar ante el Mirandés de penalti en el descuento (2-2)

  • En el primer minuto ya ganaban los rojiblancos gracias a un tanto de Vada tras un carrerón de Darwin

  • Guridi igualaba en el ecuador del primer acto y Corpas hacía el 1-2 antes del descanso

  • Merquelanz, en el descuento y en inferioridad, ponía las tablas desde los once metros tras un absurdo penalti cometido por Costas

  • La dupla Silva-Nandinho debuta con empate a domicilio

Los jugadores celebran en piña el 0-1, obra de Vada Los jugadores celebran en piña el 0-1, obra de Vada

Los jugadores celebran en piña el 0-1, obra de Vada / LFP (Miranda de Ebro)

En 48 horas un entrenador no puede obrar milagros, pero en Anduva al menos pudo comprobarse que el Almería de los portugueses Silva y Nandinho está dispuesto a recuperar el patrón de juego de su compatriota Pedro Emanuel, caracterizado por un juego más directo en el que priman las transiciones rápidas para explotar la velocidad de Darwin Núñez (pletórico en tierras burgalesas) y que además parecen haber apostado por recuperar la presión tras pérdida que tan poco se practicó durante la etapa de Guti al frente del banquillo. 

El partido resultó muy vistoso para el espectador desde el minuto 1, cuando Darwin corrió con fe para disputarle un balón en la banda a lateral diestro Carlos Julio, a quien le comía la tostada pegados a la línea de cal gracias a su enorme zancada y que culminaba dando un pase de la muerte atrás sobre la llegada desde segunda línea de Vada, quien solo tuvo que empujarla para batir a Lizoain en la primera acción del duelo. El arranque de la etapa Silva-Nandinho no podía ser más fulgurante.

Vídeo resumen del Mirandés-Almería

La primera parte fue un correcalles constante por parte del conjunto rojiblanco, que apostó de salida por ubicar a Petrovic como mediocentro posicional para incrustarse entre los centrales a la hora de sacar el balón jugado, con la inestimable colaboración de Vada y Aguza, que completaron el triángulo del centro del campo y las ayudas constantes de Villalba, que se descolgaba para echar una mano en las tareas de creación. 

Petrovic regresó a la titularidad como mediocentro posicional Petrovic regresó a la titularidad como mediocentro posicional

Petrovic regresó a la titularidad como mediocentro posicional / LFP (Miranda de Ebro)

Con un plan de juego sencillo pero efectivo, al fin con una hoja de ruta a la que atenerse, los almerienses se volcaron en explotar las cualidades de Darwin para atacar los espacios. Así, a los veinte minutos el uruguayo se iba nuevamente en velocidad de su marcador, esta vez el central Sagnan y, tras driblar al meta Lizoain chutaba a portería, evitando el tanto un cruce providencial de Carlos Julio. 

Pero este Mirandés de Iraola también tiene sello propio y el conjunto burgalés iba a igualar el duelo en el ecuador del primer acto gracias a una gran jugada colectiva, una acción coral en la que intervinieron varios futbolistas rojillos antes de que el balón llegase al borde del área, donde Merquelanz trianguló con su compañero Guridi (ambos están cedidos por la Real) para que este último batiese a Fernando con un disparo colocado con la zurda tras superar la línea defensiva unionista. 

El Almería no bajó los brazos ni dimitió de su idea de juego, volcándose de nuevo en filtrar balones para las cabalgadas de Darwin Núñez. El charrúa tuvo el 1-2 en un fuerte testarazo a centro de Balliu que Lizoain se quitaba de encima como podía y poco después el de Artigas era nuevamente protagonista con otro carrerón para marcharse por enésima vez de su marcaje pleno de potencia y cruzar en exceso ante la salida de Lizoain. 

Vada celebra su tanto en el primer minuto de juego Vada celebra su tanto en el primer minuto de juego

Vada celebra su tanto en el primer minuto de juego / LFP (Miranda de Ebro)

El sudamericano todavía gozó de otra ocasión clara, esta vez gracias a un buen pase de Corpas al corazón del área pequeña, donde Darwin alcanzó a rematar trabado por la zaga y el portero, por lo que el balón acababa en córner.

El premio al ímpetu de los visitantes llegaría en el tiempo de descuento del primer periodo, cuando Corpas recibió un buen pase de Villalba abierto en banda y no lo dudó al disparar raso y cruzado para sorprender a Lizoain, festejando su reciente renovación con el cuarto tanto de su cuenta particular en lo que va de curso.

Corpas festeja el 1-2 Corpas festeja el 1-2

Corpas festeja el 1-2 / LFP (Miranda de Ebro)

La fatiga acumulada, unida al calor reinante en Miranda de Ebro, motivó que la segunda mitad resultase menos eléctrica que la primera, con un lógico bajón de ritmo y mayor contemporización por parte de ambas escuadras. El Mirandés, que apura sus opciones de disputar un play-off que sería histórico, no le perdió nunca la cara al partido, si bien le costaba llegar con excesiva claridad a los dominios de Fernando y lo hizo más bien a través de jugadas a balón parado. 

Mario Silva refrescaba a su equipo a los 64 minutos de juego con una doble sustitución, dando entrada a De la Hoz y Lazo al objeto de renovar la zona ancha y el ataque, retirando a unos ya fatigados Petrovic y Aguza, que hicieron bastante desgaste al ofrecerse continuamente como soluciones para la salida del juego.

Las ocasiones claras en este segundo acto se concentraron en una recta final de infarto, con gran insistencia del Mirandés por buscar la igualada pese a que Antonio Sánchez resultaba expulsado tras ver sendas amarillas a la vez, la segunda por protestarle con vehemencia al colegiado vasco Vicandi Garrido la acción que le había costado la primera. 

Pese a jugar en inferioridad, los de Iraola tuvieron el 2-2 en un remate de Cristeig tras saque de esquina que atrapaba Fernando y luego en otro disparo de Guridi desviado a saque de esquina por la zaga almeriense, cuyo nuevo córner originaba la intervención de Fernando a cabezazo de Matheus. Sagnan dispuso de otra ocasión de nuevo a balón parado que el central remataba alto. Tanto fue el cántaro a la fuente que finalmente Merquelanz, en el tiempo de descuento, lograba firmar las tablas desde los once metros al transformar un absurdo derribo en el área de Costas sobre Matheus.

Con este empate, primero de la era Silva-Nandinho, el Almería recorta solo un punto la diferencia con el Cádiz, que continúa líder a expensas de lo que el lunes haga el Zaragoza, y se aleja otra vez la posibilidad de ascender de forma directa, algo que tras la derrota casera ante el Alcorcón ya parecía harto complicado. El próximo duelo de los rojiblancos será el miércoles ante el Sporting en el Mediterráneo (19:30 horas)

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios