CIclismo

Bora-Hansgrohe quiere mantener su trono en la Clásica

  • El conjunto alemán confirma su presencia con la clara intención de renovar el dorsal número uno conseguido en la pasada edición con la gran victoria de Pascal Ackermann

Bora-Hansgrohe, el año pasado. Bora-Hansgrohe, el año pasado.

Bora-Hansgrohe, el año pasado.

Bora – Hansgrohe, que ha acabado la temporada 2019 en la segunda posición del ranking UCI que acredita a los mejores equipos del mundo, es sin duda uno de los equipos más poderosos de la actualidad y una de las escuadras con más capacidad ganadora de la primera división de equipos (la categoría UCI World Team). En 2019 se han llevado nada menos que 47 victorias, siendo superados solo por Jumbo - Visma con 51, y el habitual máximo anotador Deceuninck – Quick Step con 68.

Los números de Bora en 2019 han tenido un nombre propio, el del campeón alemán Pascal Ackermann. Su reconocible maillot con los colores de la bandera alemana ha sido una visión habitual en las llegadas masivas de las mejores carreras del mundo, aportando 13 de las 47 victorias del equipo, además ser el corredor que más puntos UCI ha cosechado para la escuadra, superando incluso a su gran estrella Peter Sagan.

Ackermann, de solo 25 años y actual número siete del mundo, es profesional desde 2017, después de que Bora – Hansgrohe se fijase en él tras su gran actuación en el campeonato del mundo Sub -23 de 2016. Curiosamente la Clásica de Almería seria la carrera de su debut, pero una caída en el circuito final de Roquetas de Mar le impidió disputar el sprint que finalmente se llevaría Magnus Cort. Desde entonces ha levantado los brazos en 22 carreras, confirmándose en 2019 como uno de los nombres de la primera línea de la velocidad junto a Elia Viviani, Dylan Groenewegen, Caleb Ewan y su compañero Sam Bennet, auténticos dominadores de la especialidad. 

Por su parte Peter Sagan, ha ganado etapas en el Tour Down Under, el Tour de California, el Tour de Suiza y una etapa en el Tour de Francia. Además de infinidad de pódiums en todas las grandes carreras lo que le ha valido para aportar el mayor número de puntos UCI al equipo tras los conseguidos por Ackermann.

Este interés de un gran equipo como Bora – Hansgrohe por la Clásica de Almería no es más que una muestra del prestigio que la carrera almeriense tiene ya en el calendario ciclista mundial, y de su importancia como prueba dentro del calendario, con todo lo que esto supone para la proyección de la provincia así como de la imagen de sus patrocinadores y empresas colaboradoras, que con su apoyo posibilitan que Almería cuente con un evento deportivo de primer nivel para disfrute de todos sus ciudadanos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios