Deportes

Marín vence a Nahwal y alcanza las semifinales

  • La onubense consiguió un rotundo triunfo ante la india, una de las favoritas para llevarse el título

Carolina Marín. Carolina Marín.

Carolina Marín. / SUNAN LIU / efe

Carolina Marín, dos veces campeona del mundo de bádminton, está más cerca de conseguir su tercera corona, después de haber logrado una rotunda victoria en cuartos de final ante la india Saina Nahwal, décima del mundo, a la que derrotó en dos sets (21-6 y 21-11).

La onubense, octava del ranking mundial, logró pasar de ronda tras un partido impecable y disputará hoy la semifinal ante la china He Bingjiao, en esta cita mundialista que se está disputando en la ciudad de Nankín, al este de China,

He, número siete del mundo, consiguió eliminar a la favorita del torneo, la taiwanesa Tai Tzu Ying y que ocupa el primer puesto del ranking, en un partido que se resolvió en tres sets (18-21, 21-7 y 13-21).

Marín, oro olímpico en los Juegos de Río 2016, viene de proclamarse campeona de Europa por cuarta vez -la tercera de forma consecutiva- y busca en China sumar su tercer mundial, tras los conseguidos en 2014 y 2015.

En las rondas previas, la onubense acabó con la japonesa Sayaka Sato y la tailandesa Busanan Ongbamrungphan.

"En la semifinal saldré a por todas, con esa determinación que estoy marcando desde el principio, desde el primer partido que jugué en este torneo, y lucharé hasta el final", apuntó la joven al término del partido contra Nahwal.

"La verdad es que me sentí muy bien en la pista, con muchísima confianza, y tuve opciones desde el principio. Creo que eso es lo que me hizo marcar la diferencia, el salir con esa determinación y seguir la estrategia que habíamos planteado", apuntó.

Preguntada por cómo afronta el duelo ante He, Marín avisó: "Va a ser un partido complicado". "Ella está jugando muy bien y ha ganado a la número uno, así que tengo que estar desde el cero-cero hasta que acabe todo súper concentrada y teniendo muy claro lo que tengo que hacer", explicó.

Además, va a tener "al público a su favor", y ese es un factor que "quizá le puede venir bien". "Pero también le pueda presionar el tener que ganar al estar jugando en casa", reflexionó la andaluza, que rebosaba ambición en vísperas de uno de los partidos más importantes de la temporada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios