Voleibol

Ronald Fayola quiere marcar época en Unicaja Almería

  • El talante tranquilo en el día a día y la transformación cuando salta a la pista definen al venezolano, que ha venido a por todas: “Solo vale que esto quede para toda la vida, aprovechar de verdad la oportunidad”

El opuesto venezolano Fayola empieza a mostrar su nivel El opuesto venezolano Fayola empieza a mostrar su nivel

El opuesto venezolano Fayola empieza a mostrar su nivel / Diario de Almería (Almería)

En pocas ocasiones se puede hablar con alguien que tenga los objetivos tan bien marcados y tan claros. Ronald Fayola sabe a qué ha venido a Europa por primera vez, vía Almería, y la aventura tendrá un final feliz. Para lograrlo, se siente justo en el lugar oportuno: “Creo que el nivel de Unicaja cada entrenamiento va subiendo, vamos teniendo más esa compenetración como equipo, teniendo esa sensación tan hermosa y bueno, creo que vamos hacia arriba y no hay piso para este equipo, hay un techo muy alto, como se decía antes, y creo que vamos a llegar más arriba de ese techo como equipo, lo veo muy bien, el nivel va subiendo y creo que vamos a hacer historia acá”. Importante es apuntar el tono tranquilo con el que lo dice.

Así es él, calmado fuera de pista, frío incluso, observador, luego transformado por la adrenalina en los partidos. Se va probando y quiere más, hasta el punto de dar un aviso a la historia por desear marcar una época en el club: “Estoy esperando a más rivales fuertes para seguir demostrando y no sé si, como dicen, se me puede quedar pequeña la Superliga, pero es mi primera experiencia en Europa y la voy a aprovechar de verdad; me quedo muy corto con las palabras, porque quiero que esto quede para toda la vida, para toda la historia, y quiero añadir que soy joven, 23 años, y mi objetivo es permanecer jugando hasta como está Thomas Ereu, que tiene casi 40 años; allá yo quiero llegar”.

Por ahora lleva dos de dos en demostraciones en las jornadas ligueras disputadas hasta el momento: “El primer partido fue muy muy -reiterativo- duro acá en casa, y el segundo en Manacor fue un poco regular por las condiciones de la cancha, era muy pequeña, muy incómoda, pero igual supimos sacarlo y tengo sensaciones de que esta liga va a ser muy bonita para el equipo; cada uno está aportando su experiencia, su estilo de juego y eso nos hace crecer como equipo”. Ronald no se ve frenado por nada: “Tuve un alto porcentaje - y tengo que seguir así en todos los partidos, cada vez que tengo la oportunidad, demostrar de qué estoy hecho”.

Pero también está hecho de compañerismo y buenos sentimientos un tipo que se define como “humilde”, como su país: “Lo que me importa es ayudar al equipo, ya que no estoy solo, estoy con seis compañeros más en pista, y así vamos a seguir, demostrando, aportando más y a por todas; ya llevo un mes aquí y las relaciones con todos están muy bien, como si llevase dos años con ellos, es hermosísimo los amigos que tengo y nada negativo, todo positivo, buenas amistades, los buenos sentimientos tienen cada uno hacia mí, y yo vengo de un país muy humilde, yo soy muy humilde, así que la verdad es que mi confianza se la voy a dar a todos ellos”. Es con uno en particular con el que se ‘pega duro’, pero en el buen sentido.

Se refiere particularmente a Chema Castellano: “En los entrenamientos hablamos siempre porque somos de la misma posición, él me ayuda a mí, yo le ayudo a él, siempre nos decimos las cosas pero además cuando tenemos que entrar en el nivel competitivo estamos como si fuéramos de otro equipo, dándonos duro; al final nos hablamos y nos corregimos los errores, y eso le ayuda a él y me ayuda a mí a ser grandes jugadores”. Respecto a su aportación en bloqueo, reconoce que es uno de sus fuertes, “ajusto bien, veo mucho la pelota y toco muchos balones”, pero también en ello se fija en compañeros: “Ser uno de los mejores del equipo como Parres, o Borja, o Monfort, vamos a seguir ajustando técnica”.

Ahora toca Melilla, y tiene ganas de volver a sentir el poder del Moisés Ruíz: “El público estuvo muy bien, animando cada punto; me sorprendió que no dejaban de aplaudir y de alentar, y me llenaba más de adrenalina, de querer ganar, ganar y ganar”. Por esa experiencia primera, sabe que “habrá un ambiente muy bueno, el partido va a estar muy entretenido y allí tengo compañero venezolano -Escalona- así que va a ser un muy bonito partido este sábado”. De los de Sánchez Flor es de esperar una mejoría: “Cada equipo va a justando mediante los meses su ritmo de juego, va a venir un poco más fuerte, a ganarnos, a buscarnos, pero nosotros vamos a ir paso a paso, que eso es lo que nos está haciendo un gran equipo”.

En esa línea, cree que “a pesar de los altibajos que tenemos estamos súper mejor ahora, así que esperamos que el equipo dé lo mejor”, augura incluso mirándose a si mismo: “Voy subiendo mi porcentaje de juego; ahora no me siento al cien por cien, estoy recuperándome de un dolor en la espalda pero voy mejorando y eso no me va a impedir avanzar, voy subiendo mi porcentaje y espero llegar la 100% a los partidos reñidos”. Receptor en la selección de su país y opuesto en Unicaja, cree que seguirá de cuatro con Venezuela: “Esta es mi primera experiencia jugando de opuesto, así que me quede de receptor, pero si me manda de opuesto, a opuesto, estoy para ayudar y no para exigir nada”. No deja escapar el comentar el roce con Villena: “Es cosa de partido, después amigos, nada negativo ni ‘en contra de’”.

Por último, se siente muy arropado no solo en el Club Voleibol Unicaja Almería, sino en su país respecto al seguimiento que le están haciendo desde que llegó a España: “Hay muchos periodistas que sí me siguen y que están muy pendientes, como que esperando noticias de cualquier venezolano que está fuera del país, porque eso es muy grande para los periodistas allí y nos caracteriza; en cuanto a mi familia, está muy al tanto de todo y muy alegre, esperando que triunfe, así que vamos a seguir obteniendo más cosas para que ellos sigan contando cosas, ya que lo están haciendo muy buen para hacerme reconocer dentro del país y fuera del mismo, por lo que les estoy muy agradecido”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios