Barça-Tottenham | Champions League

Entre el dinero y la 'vida'

  • El Barça, con el pase a octavos asegurado como primero, se juega honor y hacer más caja ante un Tottenham que estará muy pendiente del Inter-PSV

Entrenamiento del Barça en el Camp Nou Entrenamiento del Barça en el Camp Nou

Entrenamiento del Barça en el Camp Nou / Efe

El Barcelona, ya clasificado como primero de grupo para los octavos de final de la Liga de Campeones, buscará frente al Tottenham finalizar invicto la fase de grupos, mientras que su rival necesita como poco firmar el mismo resultado que el Inter para seguir adelante.

Los de Ernesto Valverde suman trece de los quince puntos en juego y han ganado todos los partidos menos el empate cedido en el Giuseppe Meazza ante el cuadro italiano, un partido que dominaron en todas las facetas y que vieron cómo Icardi igualó a poco del final (1-1). Messi, después de sus problemas físicos, ofrece de nuevo su mejor versión, como se vio en el derbi ante el Espanyol, elevando el nivel de nuevo de un Barça que lleva dos encuentros de liga sin encajar goles. Todo un logro esta campaña.

Ernesto Valverde tiene previsto poner en práctica rotaciones. Recuperado Arthur, una de las incógnitas pasa por si el técnico apostará por él o por Arturo Vidal. Sí dará descanso a Luis Suárez, que acaba de salir de una lesión y fue titular ante el Espanyol, y podría hacer lo mismo con Piqué y Ter Stegen. La incógnita es si después del último episodio de indisciplina sigue confiando en Dembele. "Queremos ayudarle. Es un jugador joven y queremos sacar lo mejor de él, porque cuando está bien y motivado, nos puede dar mucho", afirmó.

Además del prestigio, el Barça también se juega seguir haciendo caja en la competición. Hasta ahora tiene acumulado los 15,25 millones de euros del fijo por participar; 11,7 millones por los puntos conseguidos (la victoria se paga a 2,7 millones y el empate a 900.000 euros) y 9,5 millones por asegurarse su clasificación para octavos. En total: 36,45 millones de euros.

Para el Tottenham, el Camp Nou puede ser la parada definitiva. Estará pendiente de lo que haga el Inter en casa ante un PSV ya eliminado, pero no son halagüeños los pronósticos para los de Mauricio Pochettino. Ya fueron goleados en el encuentro de ida por el Barça (2-4) y lejos de Wembley pincharon tanto en Milán como en Eindhoven. El cuadro inglés afronta el duelo con varias bajas de importancia y con dudas, sobre todo, en el lateral derecho. Trippier, el carrilero habitual en el esquema de Pochettino, está fuera por problemas físicos, por lo que Aurier asumió la banda en su ausencia. Pero el marfileño se tuvo que retirar lesionado en el duelo del pasado fin de semana ante el Leicester. Si no se recupera a tiempo, el joven Walker-Peters, que sólo ha disputado 12 minutos en la Premier esta temporada, se encargaría de tapar el flanco izquierdo blaugrana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios