Elecciones

El Gobierno rebaja el tono y evita criticar a la oposición tras el Consejo de Ministros

  • Celaá elude los pronunciamientos políticos en la ulterior rueda de prensa a la reunión del Gabinete

  • PP y Cs han pedido a la JEC que se suspendan para que el Ejecutivo no haga propaganda con sus decretos

La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, y la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en rueda de prensa este viernes en Moncloa. La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, y la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en rueda de prensa este viernes en Moncloa.

La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, y la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en rueda de prensa este viernes en Moncloa. / Zipi (EFE) (Madrid)

La ministra portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, ha evitado este viernes hacer pronunciamientos políticos durante la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros a la espera de lo que pueda resolver la Junta Electoral Central (JEC) sobre el supuesto uso partidista de estas comparecencias denunciado por PP y Cs.

Ambas formaciones solicitaron el pasado miércoles a la JEC -que se reunirá el próximo lunes- la suspensión de las ruedas de prensa del Consejo de Ministros por considerarlas actos electoralistas en un periodo en el que las Cortes están disueltas.

"Vamos a ser cautelosos, vamos a esperar a cuál es la decisión de la Junta Electoral Central", ha asegurado Celaá durante una comparecencia en la que ha preferido no hacer comentarios de índole política o hacer crítica alguna a los partidos de la oposición, a diferencia de lo que ha ocurrido habitualmente en las ruedas de prensa de los viernes en el Palacio de la Moncloa.

A preguntas reiteradas de los periodistas, la portavoz del Ejecutivo ha insistido en que iba a ser "disciplinada" y se iba a limitar a informar de los acuerdos del Consejo de Ministros.

No obstante, Celaá ha dejado claro que el Gobierno no se encuentra en funciones, circunstancia que no llegará hasta el día después de las elecciones del 28 de abril. "Estamos en un periodo electoral, no en campaña, pero sí en plenas funciones", ha insistido.

Obligación con la ciudadanía 

Para Celaá, el Ejecutivo tiene la "obligación democrática" de informar a la ciudadanía sobre los acuerdos adoptados por el Consejo de Ministros, algo "habitual en la democracia española".

"Estamos aquí, ustedes y nosotros, para cumplir la obligación democrática de información a la ciudadanía y que hemos de realizar, como bien saben, conjuntamente", ha explicado Celaá sobre la tarea que han de llevar a cabo el Gobierno y los periodistas.

PP y Ciudadanos fundamentaron su petición a la JEC después de que la propia Junta Electoral aprobara una resolución en la que prohibía inauguraciones de obras o servicios y hacer campañas institucionales a cualquier gobierno estatal, autonómico o municipal una vez aprobado el decreto de convocatoria de las elecciones generales del 28 de abril.

Ambos partidos, consideran además que los decretos que el Gobierno prevé acordar hasta que quede en funciones van a ser utilizados como propaganda electoral.

Sin citar a estos dos partidos, Celaá se ha mostrado convencida de que la JEC dará la razón al Ejecutivo a lo que "han venido siendo los usos y costumbres a lo largo de 40 años y de doce legislaturas" durante los diferentes gobiernos de UCD, PSOE y PP.

Celaá ha recordado que la Secretaría de Estado de Comunicación ha presentado un pliego de alegaciones y documentos para corroborar que las ruedas de prensa del Consejo de Ministros en periodos electorales han respondido "a la propia normalidad democrática".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios