Crisis de precios en la agricultura de Almería

Ánimo en el campo por el nuevo decreto, pero serias reservas en la comercialización

  • La nueva normativa para fijar precios no cala por igual, a la espera de valorar su aplicación

El nuevo decreto cambiará la formación de precios en origen. El nuevo decreto cambiará la formación de precios en origen.

El nuevo decreto cambiará la formación de precios en origen. / Javier Alonso

Los agricultores almerienses, a través de las organizaciones agrarias como representantes, y también el ámbito de la comercialización, encarnado en Coexphal y Ecohal, se han quedado con un sabor agridulce después de las medidas impulsadas por el Ministerio de Agricultura para comenzar a revertir la situación de crisis de rentabilidad por la que pasa el agro almeriense. Pero unos más que otros. Después de anunciar el pasado martes más movilizaciones para buscar soluciones de calado real, reconocieron que no ven aplicable el nuevo decreto Ley, aprobado el pasado día 25 de febrero, que modifica en cuatro puntos de la Ley de Cadena Alimentaria de 2013 y que entre los principales aspectos establece como cláusula obligatoria en los contratos la indicación expresa de que el precio pactado entre agricultores y ganaderos y su primer comprador cubra los costes de producción.

En el día de ayer, todos ellos mantuvieron una reunión con representantes técnicos del Ministerio de Agricultura en Madrid, en un encuentro presidido por la directora general de Producciones y Mercados Agrarios, Esperanza Orellana, con el objetivo de conocer un poco mejor la nueva normativa y no todos los representantes del sector se fueron con la misma sensación de esta cita.

Los agricultores entienden un paso importante “que después de muchos años y, por primera vez, se hable de formación de precios. Es un hito histórico. Y sí que es verdad que tenemos ciertas reticencias sobre cómo se aplicará la nueva normativa, pero no es menos cierto que es un paso y de ahí se puede ir mejorando, ya que llevamos dos años con serias pérdidas”, explicaba a la conclusión de la reunión para este medio Adoración Blánquez, secretaria general de Asaja Almería.

Además, tanto Coag, como UPA y Asaja aprovecharon para trasladar que es necesaria una reunión a la mayor brevedad con todo el sector de la provincia de Almería a fin de que se explique cómo se va a aplicar este decreto.

Según se les ha notificado ya, va a ser la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA) la encargada del establecimiento, seguimiento y también sanción en caso de no cumplirse de estos precios que deben cubrir costes de producción para todos los productores en el contrato que establecen directamente con su agente comercializador. Unas cotizaciones que aún desconocen si se establecerán semanal o quincenalmente, pero que atenderán a criterios íntegramente del Ministerio y los datos que éste maneja sobre el mercado en vivo.

Por su parte, la comercialización tiene aún más reservas con la nueva normativa, ya que entiende que hay periodos de la campaña en los que se dan una serie de factores que pueden provocar irremediablemente una bajada drástica de los precios, tal y como apuntaba el pasado martes el gerente de Ecohal, Alfonso Zamora. “Esta nueva normativa puede llegar a ser peor para el agricultor”. Y puso un ejemplo: “Llega un momento de la campaña, que siempre se produce, cada año, que por clima hay una gran superproducción y el precio objetivo de mercado baja muchísimo. En ese punto, con un coste de producción x en el contrato, si el mercado no llega a pagarlo, que pasa con el género.... ¿Se tira? ¿No se vende? Para el sistema de precios diario, para la subasta, se trata de un modelo totalmente inaplicable”. En este sentido, esperan que esta fijación de la AICA tenga en cuenta todos estos aspectos, igualmente entienden los representantes del cooperativismo. Más sombras que luces en su caso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios