Finanzas

Más de 200 hectáreas de cítricos en el Bajo Andarax corren el riesgo de pasar a secano

  • El presidente de la Comunidad General de Usuarios de Aguas de Almería (CGUAL), José Antonio Pérez, advierte de la decisión tomada por el antiguo Sindicato de Riegos por la que podría desposeer de derechos de riego a estos agricultores en caso de ser aprobada la propuesta de modificación presentada

  • En ese caso perderían sus derechos a usar las aguas de la depuradora de Almería y supondría que pueblos como Gádor, Viator o Huercal de Almería pierdan entre el 33 y 49% de sus derechos de riego

El presidente de la Comunidad de Regantes Cuatro Vegas y de CGUAL, José Antonio Pérez

El presidente de la Comunidad de Regantes Cuatro Vegas y de CGUAL, José Antonio Pérez / Rafael González (Almería)

Un importante número de regantes de la zona del Bajo Andarax, en concreto agricultores de Gádor, Huércal de Almería y Viator, entre otros municipios, podrían ver como pierden su derecho de suministro procedente de la Comunidad General de Usuarios de Aguas de Almería (CGUAL), si finalmente termina aprobándose por parte de la Comunidad General de Usuarios del Bajo Andarax, a la que pertenecen, de prosperar la última modificación planteada por este último.

Así lo asegura José Antonio Pérez, presidente de CGUAL, y de la otra comunidad de las dos que forman parte de esta institución, Cuatro Vegas, y por la que gestionan la EDAR de Almería capital.

En el año 2018 la Consejería de Medio Ambiente otorgó a la Comunidad General de las Aguas de la Depuradora de Almería, conocida por las siglas CGUAL, derechos de riego para 3.189 hectáreas de riego del Bajo Andarax, de las cuales 1.063 hectáreas correspondían a la zona citrícola de la Vegas tradicional del Andaráx, comprendida entre Santa Fe de Mondújar y Viator, y cuya gestión de riegos es competencia la Comunidad General de Regantes del Bajo Andarax, antes denominado Sindicato de Riegos de Almería y Siete Pueblos de su Río.

En una reciente modificación de su ámbito de riego, el Sindicato ha desposeído de derechos de riego a más de 240 hectáreas del vergel que forman los cultivos de naranjos, cítricos en general y frutales que en adelante, y en caso de ser aprobada la propuesta de modificación presentada por el Sindicato, perderán sus derechos a usar las aguas de la depuradora de Almería y se verán abocados a su desaparición y extinción. Este trasvase de derechos que pretende llevar a cabo el Sindicato, supone que pueblos como Gador, Viator o Huercal de Almería, pierdan entre el 33 y 49% de sus derechos de riego, lo que en la práctica supone que esas tierras se verán abocadas a secano. 

"Pero lo más grave es que el Sindicato ha destinado el agua quitada a los regantes tradicionales del Bajo Andarax, a los que tiene obligación de dar suministro de riego desde tiempo inmemorial, para dotar de riego a más de 440 hectáreas de nuevos regadíos y a la de especulación de suelo, situadas en su mayor parte en los altos de Pechina", denuncia Pérez.

"La propuesta del Sindicato constituye un atropello contra los regantes de la Vega ribereña del Andarax que se consolidará siempre y cuando la autoridad administrativa admita la propuesta del Sindicato de Riegos de Almería y Siete Pueblos de su Río", expresa el presidente de CGUAL, quien afirma que esta actitud del Sindicato "viene a sumarse al expolio de agua que viene llevando a cabo desde hace más de 20 años, mediante extracciones ilegales de pozos del Andarax  y la apertura de nuevos pozos en el acuífero sobreexplotado del Bajo Andarax, circunstancias denunciadas en su momento ante la administración hidráulica".

El presidente entiende que el Bajo Andarax es una zona con necesidad de agua para riego, pero las soluciones no pueden consistir en despojar derechos de riego a unas tierras y dárselos a otras carentes de ellos. "Es necesario dotar de instrumentos de gobernanza del agua a esta comarca, como es necesaria la aportación de recursos no convencionales, como son las aguas desaladas".

En este sentido hay que mencionar que CGUAL dispone de una autorización para usar 2,5 hectómetros cúbicos de agua de la desaladora de Almería, a falta solo de que el ayuntamiento de la capital formalice el oportuno Convenio con los regantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios