Análisis

ramón gómez- vivancos garcía

Alarmante

Más no se les puede pedir. Este Almería batalla, lucha hasta la extenuación, pero por lo visto hasta ahora, no da para más. Se podría decir que el líder visitó el Estadio Mediterráneo y que se dio la cara, pero esa es una verdad a medias, que es la peor de las mentiras. Y me refiero a la mentira futbolística que muestra la UD Almería de, quizá, menos calidad de toda la época de Alfonso García. Si se analiza el juego ofensivo de los rojiblancos, es casi imposible encontrar una jugada en ataque hilvanada con cierto sentido. Así, será imposible lograr la permanencia. Siento tener que refrendar las ideas que reflejé en los artículos correspondientes a los choques ante el Cádiz y Tenerife, pero si es digno de alabar el espíritu competitivo de los de Fran Fernández, e incluso el más que correcto trabajo táctico, se echa en falta un mínimo de calidad para competir en una categoría que, con tantas jornadas, saca a relucir todos los defectos. No quiero acordarme de Pozo, o inclusive de Tino Costa mientras mantuvo un aceptable estado de forma, pero esos jugadores aun sin el sacrificio de los actuales, eran capaces de generar el suficiente juego como para decidir en un par de acciones acertadas. Los extremos, Corpas y Rioja, nunca superaron a sus defensores. Más bien se dedicaron a defender y a dejarse la piel, que está muy bien, pero se necesitan más recursos. Los laterales siempre centraron al bulto, y tan solo Aguza y Juan Carlos preocuparon de lejos a un Málaga que ganó con suficiencia. El dominio de la segunda mitad y el barullo final no puede ni debe dejar un buen sabor de boca. El calendario avanza y no es que sea duro, sino que en la categoría hay muchos jugadores internacionales con caché, y gracias a que se está en los albores de la temporada, porque a buen seguro que más adelante se notará más. No se trata de ser agorero, sino de mirar al horizonte con realismo y con un punto de vista futbolístico alejado de cualquier pasión. Solo cabe rezar para que los pocos jugadores con alguna calidad destaquen y para que cuatro equipos sean capaces de hacerlo todavía peor.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios